• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Séptimo Piso celebra 20 años con un texto de Albert Camus

La pieza recrea un régimen totalitario que somete a la ciudad de Cádiz | FOTO OMAR VÉLIZ

La pieza recrea un régimen totalitario que somete a la ciudad de Cádiz | FOTO OMAR VÉLIZ

El montaje, que cuenta con la actuación de 30 jóvenes, emplea elementos de reciclaje para hablar de una sociedad sometida por la peste

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“La idea es acostumbrarlos a la oscuridad”, dice la secretaria de la Peste, un joven que llegó a una ciudad española para imponer sus reglas. Mientras los ciudadanos menos entiendan mejor; mientras mayor sea su miedo mejor; mientras más cruel el castigo mejor. La idea es acostumbrarlos.

La historia de un régimen totalitario fue la que escogió Dairo Piñeres para celebrar los 20 años de su grupo, Séptimo Piso. Es por ello que desde hoy y por dos semanas presentará en la Sala Anna Julia Rojas de Unearte El estado de sitio, magnífica pieza de Albert Camus estrenada en 1948.

Serán casi 30 actores en escena, la mayoría jóvenes que realizaron los talleres de Piñeres en el Celarg y Urban Cuplé. “Es una pieza dura que Camus escribe al ver la dictadura de Franco en España y cómo el autoritarismo hace la burocracia aumente. Refleja cómo la humanidad se corrompe al asumir el poder y siente la necesidad de maltratar al prójimo”, expresa el director.

Piñeres tenía tiempo sin presentar una producción de este estilo, luego de meses dedicado al Microteatro y algunos monólogos. Afirma que los costos son altísimos, así que decidió reciclar viejos materiales porque no quería dejar de hacer la obra. “Tampoco me quiero ir del país”, dice.

Durante sus dos décadas de actividad, Séptimo Piso se ha caracterizado por trabajar con las nuevas generaciones. Piñeres afirma que en ellas confluyen el talento y la desmotivación por la incertidumbre que generan el futuro y las dificultades económicas.

“Yo les digo a mis alumnos que antes había una apertura al mundo, ahora estamos fuera de todo lo que ocurre. Cosa que no les pasó nunca a los cubanos. Estamos en la soledad del conocimiento”.