• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

“Saramago nunca fue un bestseller comercial”

Pilar del Río, viuda de José Saramago / EFE

Pilar del Río, viuda de José Saramago / EFE

Pilar del Río, viuda del autor, cree que cada día hay más interés por la obra del portugués que cumple tres años de fallecido

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Tres años después de la muerte de José Saramago, su viuda, Pilar del Río, sabe que la obra del escritor portugués “está en buenas manos”, porque de cuidarla se encargan los lectores y las editoriales. “Cada día hay más interés por su obra y más demanda para hacer teatro, películas y ópera”.

“Saramago nunca fue un bestseller comercial pero sí un bestseller literario, porque los lectores, cuando lo leen, se sienten respetados”, dijo Del Río en una entrevista, a propósito de aniversario del fallecimiento del novelista, al que hoy recordarán en la biblioteca de la casa que compartieron en Lanzarote (Las Palmas, España), que será abierta al público.

A las 11:00 am, hora de la muerte de Saramago, “hombre de una sola palabra, de una sola pieza”, como lo ha definido en más de una ocasión su viuda, el violonchelista Damián Martínez Marco interpretará la Suite N° 6 de Bach, composición que menciona el escritor en la novela Las intermitencias de la muerte. En los últimos tres años, Del Río se ha preocupado sobre todo de mantener viva la faceta de “de hombre moral, de intelectual con voz desasosegante” que Saramago desarrolló a lo largo de su vida, y para eso cuenta con la fundación que lleva el nombre del autor, cuya sede está en Lisboa.

“La fundación nació para desasosegar, y no somos neutros. Intervenimos en todos los debates, propiciando situaciones de cultura porque la cultura desasosiega”, algo muy necesario en los tiempos de “bloqueo”, como ella prefiere llamar a la crisis que afecta a buena parte del mundo. “Me niego a llamarla crisis, porque nos están bloqueando económicamente, democráticamente, judicialmente y culturalmente”, asegura la presidenta de la Fundación José Saramago, que se financia con las ganancias derivadas de los derechos de autor del escritor.