• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Rafael Cadenas rechazó el acoso a los medios en cada llamada de felicitación

Rafael Cadenas / Foto vía: analitica.com

Rafael Cadenas / Foto vía: analitica.com

El autor de Los cuadernos del destierro e Intemperie piensa viajar a España el próximo año para recibir el galardón que otorga la ciudad de Granada

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ayer, a las 4:00 de la mañana, sonó el teléfono en la casa de Rafael Cadenas. La llamada era desde España para anunciar que el escritor había ganado el Premio Internacional de Poesía Ciudad de Granada Federico García Lorca.

Atendió su esposa. Él se enteró dos horas después, cuando lo despertaron para darle la noticia. Desde entonces no ha parado de recibir llamadas, especialmente de emisoras de radio del lugar donde se otorga el galardón.

El jurado de la duodécima edición del reconocimiento describió la obra del barquisimetano como “directa, minimalista y exigente con el idioma”. Uno de los miembros, Carlos Pardo, de la Fundación García Lorca, indicó además que es “muy arriesgada e incómoda con cualquier manifestación totalitaria del poder”.

Aunque contesta de manera cortés, pide que le envíen las preguntas por correo electrónico. “Prefiero contestarlas por escrito, como generalmente hago. Me han llamado de varias emisoras y eso me cuesta”. Al final, acepta continuar la conversación.

No sabía que estaba entre los postulados. “Nada de nada. Fue una sorpresa”. El poeta no quiere dejar pasar la oportunidad para mencionar un tema que considera importante: “Hoy me he referido varias veces al acoso del régimen a Tal Cual, La Patilla y El Nacional, diario al que he estado vinculado desde que tengo 14 años. Lo leía en Barquisimeto. Después, cuando vine a Caracas a estudiar, trabajé como corrector de prueba. Era otro sistema. Recuerdo que nos bajaban las pruebas en unas latas. Entonces, corregíamos sobre el papel y lo colocábamos de nuevo en la latica, que después subían”, rememora entre risas Cadenas, de 85 años de edad.

Se considera un autor de bajo perfil, pero quiere estar presente el día de la entrega del premio que está dotado de 30.000 euros. Es el primer venezolano que lo recibe.

Competía por el galardón con otros 42 poetas de 18 nacionalidades. Candidato nuevamente a la próxima edición del Premio Cervantes, el intelectual obtuvo en 2009 el Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances. 

—¿Por qué se considera una persona de bajo perfil?

—(Risas) Porque no soy muy dado a ir a los medios de comunicación. Siempre me ha costado eso.

—¿Se considera tímido?

—Tal vez, sí. Tal vez.

—¿Qué lugar tiene la poesía en el contexto actual de Venezuela?

—La poesía venezolana es muy importante. Hay excelentes poetas de generaciones posteriores a la mía, gente muy joven. Claro, la poesía tiene un alcance bastante limitado porque no son muchas las personas que tienen interés en ella.

—¿Entonces, cuál es el objetivo de quien decide escribirla?

—En primer lugar, expresar la parte más íntima del autor. Luego, comunicarse con los lectores.

—¿La poesía significa para usted lo mismo que en sus inicios?

—Siempre ha habido cambios. La poesía se fue haciendo más reflexiva, tiene que ver más con el pensamiento. La posición es la misma.

—¿Y cuál es esa posición?

Los cuadernos del destierro es un libro bastante exuberante y lujoso desde el punto de vista del lenguaje. Eso ha cambiado mucho. Hoy no escribo de esa forma. Cada libro corresponde a un momento. No podría escribir como cuando estaba joven.

—Habla de la obra y su momento. ¿Cuál es el momento de Rafael Cadenas en la actualidad?

—De bastante reflexión. Tiene más lugar el pensamiento. Mis reflexiones tienen que ver con la psique y por supuesto con lo que vivimos en este momento.

—¿Cómo es la rutina de Rafael Cadenas?

—Voy al automercado. A veces tengo que hacer cola, que generalmente no es muy sabroso. Compro algunos productos, lo que hay. La frase que más se oye en nuestro país es “no hay”. A lo largo del día leo. Casi no estoy escribiendo. Veo las noticias en la televisión y busco alguna serie que me interese.

—¿Qué está leyendo?

—Mis lecturas de ahora están con el pensamiento oriental, especialmente el sen y algunas corrientes modernas que tienen que ver con la psique. Autores como Alan Watts, que tienen un planteamiento interesante. Para hablar sobre eso se necesita mucho más tiempo. En televisión a veces veo series de detectives, como las inspiradas en Jules Maigret, el personaje creado por Georges Simenon.