• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

"Pitch Perfect" quiere ser la comedia sorpresa del año

Pitch Perfect / AP

Pitch Perfect / AP

La película puede suponer el segundo éxito en dos semanas para Kendrick después de que "End of Watch" consiguiera el número uno en taquilla el fin de semana pasado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Humor, bailes, canciones a capella, mucha incorrección y unas gotas de amor y romance forman el cóctel de "Pitch Perfect", de estreno mañana en EE UU, que pretende seguir los pasos de "Bridesmaids" y convertirse en la comedia sorpresa del año.

La película, ópera prima de Jason Moore (director de series como "Dawson's Creek", "One Tree Hill" o "Everwood"), cuenta en su reparto con Anna Kendrick ("Up on the Air"), Skylar Astin, Anna Camp y Brittany Snow.

La cinta, con guion de Kay Cannon ("30 Rock"), ya ha sido bautizada por la crítica como una "Bridesmaids" con un espíritu más joven y marchoso (The Hollywood Reporter) que debería atraer en masa al mismo público que sigue por televisión productos como "Glee" o "The Sing-Off" (Variety).

Kendrick encarna a Beca, una recién llegada a la universidad de Barden cuya ilusión es convertirse en pinchadiscos. Su llegada al centro no resulta muy esperanzadora por la gente que conoce, hasta que encuentra un grupo de amigas en el lugar menos pensado: una banda a capella (The Barden Bellas) que no logra despegar por sus armonías demasiado tradicionales.

Eso cambiará cuando Beca convence al grupo de que deben emplear canciones más actuales, como "The Sign" (Ace of Base), "Turn the Beat Around" (Gloria Estefan), "S&M"" (Rihanna), "No Diggity" (Blackstreet) o "Party in the U.S.A." (Miley Cyrus), y una serie de mezclas ("mash-ups") a partir de temas como "Just the Way You Are" (Bruno Mars) o "Just a Dream" (Nelly), con las que tratarán de ganar el campeonato universitario.

"Me encantó cantar 'No Diggity' porque me parece la mejor canción de la historia", dijo Kendrick durante la presentación de la película en Los Ángeles. "La cantamos en una piscina vacía. La escena podía ser un desastre, pero Jason Moore nos hizo sentir seguras y nos dio confianza", añadió.

"Pitch Perfect" puede suponer el segundo éxito en dos semanas para Kendrick después de que "End of Watch" consiguiera el número uno en taquilla el fin de semana pasado. Además tiene en cartera "The Company You Keep", una película de Robert Redford cuyo rodaje compaginó con el de esta cinta.

"Sin duda aquí fue donde más me esforcé. Le dije a Jason que no sabía si iba a ser capaz de hacerlo. Pensé que me iba a poner enferma con tanto trabajo. Volvía a casa y estaba exhausta, fue realmente duro. Pero también tan divertido... Fue una buena sensación", declaró.

Kendrick, al igual que sus compañeras, pasó más de tres horas bailando cada día mientras practicaba para sus escenas.

"Nunca en mi vida me he sentido más viva que durante este rodaje", sostuvo.

Ese trabajo duro unió mucho a las actrices, algo que se puede comprobar en la química y comicidad que destilan en pantalla. "Nos convertimos en grandes amigas", admitió Snow.

El elenco incluye también a la actriz negra Ester Dean y a la oriental Hana Mae Lee, demografías clave para el éxito del filme y encargadas de dotar a la película de momentos arriesgados y políticamente incorrectos.

Dean interpreta a una lesbiana con las ideas claras ("soy agresiva con los hombres así que me limito a poner eso en mis escenas", afirmó divertida), en tanto que Lee provoca carcajadas con su personaje tímido y sincero ("dice todo lo que se le pasa por la cabeza", indicó) que deja para el recuerdo una escena con vómito por medio.

Sin embargo la baza principal del reparto reside en la desternillante Rebel Wilson, que ya sorprendió al público precisamente en "Bridesmaids" en el papel de la compañera de piso de Kristen Wiig.

Wilson da vida esta vez a Fat Amy, una joven con gran confianza en sí misma a pesar de su aspecto físico y con unas facultades vocales extraordinarias.

La actriz está en racha tras sus apariciones este mismo año en "What to Expect When You're Expecting" y "Bachelorette".

"Las cosas se están volviendo locas, especialmente desde que vi mi cara en el póster de la película", indicó la australiana. "Ya no puedo ir más a hacer la compra. La gente me para y me pregunta si soy la actriz de esa película. Les digo que no y a veces me sale convincente", explicó entre risas.