• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Murió Nelson Ned, “el pequeño gigante de la canción”

Ned grabó 32 discos en portugués y español, y cantó en importantes escenarios como el Madison Square Garden de Nueva York | EFE

Ned grabó 32 discos en portugués y español, y cantó en importantes escenarios como el Madison Square Garden de Nueva York | EFE

El intérprete, que sufría de hipertensión y diabetes, falleció tras una complicación en un cuadro de neumonía

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El cantante melódico-religioso Nelson Ned, que saltó a la fama en la década de 1960, murió ayer a los 66 años de edad en un hospital de Sao Paulo tras una complicación en un cuadro de neumonía, según informó la prensa local.

El brasileño, conocido como “el pequeño gigante de la canción” en alusión a su condición de enano (1,12 m de altura), también sufría de hipertensión, diabetes y estaría desarrollando el mal de Alzheimer, según el diario O Globo. El intérprete había sido hospitalizado el sábado por una infección urinaria y pulmonar.

Ned grabó 32 discos en portugués y español, y cantó en importantes escenarios como el Carnegie Hall y el Madison Square Garden de Nueva York, indicó por su parte el sitio G1 de Globo.

Su canción “Tudo pasará” (Todo pasará), lanzada en 1967, fue la que lo llevó a la fama, con conciertos llenos y apariciones en los más populares programas de televisión.

“Es la (canción) que más me gusta. Cuando la canté en un programa me aplaudieron de pie en medio de la música. ¿Es eso ser cursi? ¿Quién no es cursi cuando se habla de amor? Es el amor que es cursi, no mi música”, habría dicho en una entrevista.

En América Latina era muy popular en Colombia, Argentina y México.

Durante la década de 1990, al final de su carrera, se convirtió a la religión evangélica y su música se enfocó principalmente en temas religiosos.

Un accidente cerebrovascular (ACV) en 2003, que afectó su voz y visión, lo alejó completamente de la vida pública.

En su autobiografía El pequeño gigante del mundo, Ned contó que en el auge de su carrera sufrió de depresiones y abusó en el consumo de drogas y alcohol.

Estuvo casado dos veces y tuvo tres hijos con su segunda esposa, Marly. Su hermana Neuma Nogueira lo cuidó en sus últimos años de vida.