• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

María Guinand: “La fundación tiene graves deficiencias presupuestarias”

Guinand cree necesario un proyecto que exalte el movimiento coral en el país | Foto Archivo El Nacional

Guinand cree necesario un proyecto que exalte el movimiento coral en el país | Foto Archivo El Nacional

La directora es ponente del Simposio Mundial para la Música Coral, que se realiza desde ayer en la ciudad de Seúl, Corea del Sur 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“¡Maravillosas!”. Así describe María Guinand, directora de la Fundación Schola Cantorum, su trayectoria artística de más de cuatro décadas y su experiencia en una institución con reconocimiento internacional.

Asegura que Venezuela se ha convertido en un referente para agrupaciones de varias regiones. “El trabajo que en este sentido ha realizado la organización durante 47 años es ampliamente conocido como modelo en el continente y el mundo”, afirma por correo electrónico desde Corea del Sur, donde participa como ponente en la décima edición del Simposio Mundial para la Música Coral, que comenzó ayer. Allí hablará a partir del sábado de las obras que considera más representativas de la música latinoamericana de los siglos XX  y XXI.

Entre esas composiciones menciona la Cantata Criolla, de Antonio Estévez; Aqua, de Gonzalo Grau; La pasión según san Marcos, del argentino Osvaldo Golijov; Misa de Réquiem, del colombiano Antonio María Valencia; y Aporrumbeosis, del cubano Guido López Gavilán.

No son pocas las actividades de la directora. En mayo dictó en Alemania un taller sobre dirección coral organizado por el Foro de Directores del Consejo Alemán de la Música y el Ensamble Vocal Juvenil de Hannover. Ese mismo mes fue jurado en la novena edición del Concurso de Coros Alemanes en Weimar.


Presupuesto. Guinand lamenta las dificultades económicas que atraviesan. “Recibimos desde hace 15 años la misma asignación presupuestaria del Ministerio de Cultura. La institución, siendo una ONG, tiene graves deficiencias presupuestarias. Nos cuesta mucho sostener nuestro trabajo y legado”.

Del despacho gubernamental reciben 125.000 bolívares anuales a través de convenios de cooperación. En total, administran entre 3 millones y 4 millones de bolívares que completan con aportes de organismos públicos como Pdvsa La Estancia y el Banco Central de Venezuela, además de Fundación Cultura Chacao y entidades privadas que hacen contribuciones para proyectos puntuales, detalla Maritza Parra, gerente ejecutiva.

Esos son los recursos para la manutención de agrupaciones como la Schola Cantorum de Venezuela, la Cantoría Alberto Grau y la Schola Juvenil de Venezuela.

“Tenemos el archivo coral de partituras más grande del país y quizás de la región. Hay más de 6.000 títulos debidamente organizados”, menciona Guinand entre las actividades que realizan, además del programa Construir Cantando, con centros de formación en Caracas, Miranda, Trujillo y Bolívar.

“Necesitamos fortalecer el trabajo mancomunado de organizaciones nacionales, festivales y encuentros que proyecten con fuerza al movimiento coral venezolano. No ha habido en los últimos 15 años un proyecto del Ministerio de Cultura que se enfoque con interés y recursos en este aspecto”, agrega desde Seúl, ciudad en la que se realiza el evento organizado por la Federación Internacional para la Música Coral, que tiene en su directiva al venezolano Cristian Grases, compositor que actualmente labora en la Universidad del Sur de California.

Grases formó parte de la Schola Cantorum y también es ponente del simposio coreano. “Me siento profundamente orgullosa de ver que las semillas que hemos sembrado, como el caso de Cristian, están dando frutos”, acota Guinand.

Este año no participan coros nacionales en el encuentro asiático. La representación latinoamericana está a cargo de Túumben Paax de México y Música Quantica Voces de Cámara de Argentina.