• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Luz Verde: Rock n’ Apocalipsis

La agrupación comenzará esta noche una seguidilla de seis conciertos en el país

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A Luz Verde, la banda venezolana de rock n’ roll que reside desde 2004 en Barcelona, España, ya se le hizo costumbre visitar el país por lo menos una vez al año para hacer una gira intensiva y mostrar sus avances. Esta vez se trajeron bajo el brazo El final del mundo vol. 1, el quinto álbum de su carrera, que les sirvió de excusa para planificar una seguidilla de seis shows –o siete, si se suma un after party en Tiburón Club de Puerto La Cruz– que comenzará hoy en El Teatro Bar de Valencia y culminará en Discovery Bar, en Caracas, el viernes 29 de septiembre.

“El vuelo de regreso es más largo que todo un año escolar. No hay un período en el mundo más extenso que ese, porque estás reventado y contento por la gira”, dice el baterista Eduardo Benatar: “Para nosotros, son unas vacaciones que no son vacaciones. Esas semanas intensivas en Venezuela son como cápsulas de Luz Verde para energizar al público nacional y a nosotros mismos”.

Benatar vivió en 2011 un episodio difícil que tuvo un final feliz. Mientras trabajaba en su bar Polaroid, se cayó de una escalera y se fracturó ambas muñecas, lo cual lo mantuvo fuera de los escenarios por un tiempo. El show que ofrecieron en el Centro Cultural BOD-Corp Banca el 27 de mayo de ese año representó su retorno. “Quisiera tener una historia más rocanrrolera, pero fue así (risas). Cuando me recuperé, me prometí disfrutar de todos los toques como si fuera el último, así fueran malos. Trato de ser lo más optimista posible sobre el escenario, aunque fuera sea un pesimista”.

Recientemente la banda lanzó el sencillo promocional “Un clavo saca a otro clavo”, que grabó con un invitado especial. Se trata de Reynaldo Goitía –mejor conocido como Boston Rex–, líder de Tomates Fritos, una agrupación que cultiva la misma especie: un rock n’ roll crudo, sin artificios electrónicos ni metrónomos.

Benatar cuenta cómo se dio el nexo: “Hemos estado en contacto con Boston muchas veces. El año pasado estuvimos en Puerto La Cruz y tocamos en un par de ocasiones, cuando Tomates Fritos andaba con Hombre bala y preparando disco nuevo. Justo antes de grabar, a Wilbert se le ocurrió la idea de que sería perfecto tener a Boston en la canción. Así que le mandamos una pista y él nos envió algo que escuchamos antes de terminar la mezcla. Fue un total ejercicio de confianza”.

Para la grabación de El final del mundo vol. 1 Benatar, Pedro Misle (bajo) y Wilbert Álvarez y Carlos Mendoza (ambos en guitarra y voz) partieron del mismo principio sobre el que se construyó En llamas (2010): grabaron en simultáneo, como se hacía el rock n’ roll más primitivo.

“Es como un concierto sin gente –dice Benatar–. Ver a la persona grabando la toma contigo, sentir que puedes bajarle un poquito al tempo o alargar una parte, y que todo eso quede plasmado en el álbum, le da mucha energía a las sesiones”.

La entrada de Benatar en Luz Verde marca el principio. Cuando tomó las baquetas las agujas de un reloj, que hoy cuenta 17 años de funcionamiento, comenzaron a girar. El público venezolano los ve como a un pariente que, al no encontrarse a diario, sorprende por su tamaño y su inteligencia. En el caso de la banda, es un rock n’ roll que madura, aunque no deja de llevar en su esencia una suciedad necesaria, una cosa desgarbada que caracteriza al género.

FICHA

Luz Verde: El final del mundo vol. 1

Hoy. El Teatro Bar, Valencia
Mañana. Discovery Bar, Caracas
Sábado 22 de septiembre. Virgen Fest, Puerto La Cruz
Domingo 23 de septiembre. Tiburón Club, Puerto La Cruz (show acústico)
Jueves 27 de septiembre. Kelawea Bar, Barquisimeto (show acústico)
Sábado 29 de septiembre. Discovery Bar, Caracas

Información: @luzverdebcn