• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

“Javier Cámara y Ricardo Darín son un par de vagos”

Javier Cámara y Ricardo Darín

Javier Cámara y Ricardo Darín

El realizador de Truman habla de la genialidad de los actores que protagonizaron su película, favorita en los premios Goya

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Después de los dentistas y los payasos, a lo que más le teme el realizador catalán Cesc Gay es a la muerte. Precisamente, esta instancia final inspiró su más reciente película, Truman. “La historia es demasiado cercana, como has podido adivinar, y por eso nunca he querido contar más”, explicó Gay respecto a la génesis de su conmovedor relato, que protagonizan con maestría y una química tremenda el español Javier Cámara y el argentino Ricardo Darín.

Truman retrata la amistad de Tomás (Cámara) y Julián (Darín), un ingeniero que vive en Canadá y un actor porteño que se radicó en España.

La enfermedad terminal de Julián ha precipitado un reencuentro de una semana en Madrid. Él debe encargarse de arreglar sus cosas, incluso, del futuro de Truman, su adorado perro.

Desde su natal Barcelona, Gay habló acerca de la historia, los actores y el éxito de este filme, favorito en los premios Goya.

—¿Cómo fue el trabajo con Darín y Cámara?

—Ricardo y Javier son básicamente un par de vagos. Lo único que quieren es pasarla bien y trabajar lo menos posible. Como yo en el fondo soy igual, o peor que ellos, nos entendimos enseguida. Los ensayos consistían en juntarnos para almorzar y hablar un poco de la película y sus personajes. Luego, mientras ellos hacían la siesta, yo me iba a casa a reescribir escenas del guion. De todas formas, como director solamente recomiendo trabajar así si uno tiene un par de actores como ellos. Son un par de genios.

—¿Julián es un retrato de la soledad, luego de la fama?

—No estoy seguro. Es verdad que Julián es un hombre solo, pero nunca sentí que se hubiera perdido en la fama. Creo que el personaje no es más que el reflejo de lo que a mí me gustaría ser el día que me encuentre en su situación. Tener la valentía y el coraje de afrontar la muerte como lo hace él, peleando por decidir por sí mismo cómo vivir ese tránsito final. Enfrentándose a las convenciones y los sentimientos de los demás. Hay diferentes tipos de directores de cine: yo creo que hago películas para entenderme mejor, así como las cosas que me pasan.

—El perro es un personaje protagonista. ¿Fue complicado el rodaje?

—Un poco. Más de 3 o 4 horas no aguantaba. Era como un león viejo y cansado que se tumbaba en cualquier rincón del set y nos miraba con esa seriedad inquietante de los animales. El responsable del perro fue Ricardo Darín. Él adora a los perros y con acierto, antes de empezar la filmación, me pidió ser el único que hablara y ordenara cosas a Truman. “Un perro tiene un dueño, Cesc, no 40”, me dijo. De ese modo, todo fue mucho más fácil.

—El espectador se conecta muchísimo con la película.

—Habla de la muerte desde el humor y la contención masculina. Sin duda, una combinación explosiva.

—Después del éxito de Truman, ¿qué sigue?

—Lo de siempre. Pensar en otra historia, en otros personajes, en otra montaña a la cual subir. Hay que reponer fuerzas, hablar poco y sentarse a entender hacia dónde quiere ir uno ante un nuevo proyecto. Hay que apuntar bien para que salga una buena película, ese es el secreto.

—¿Descansa entre proyectos?

—No. Siempre hay demasiadas facturas por pagar. Es cierto que unos cuantos cineastas pueden tener una buena casa, con piscina y cancha de tenis, pero no es mi caso, se lo aseguro. Además, no sé hacer otra cosa y cuando tienes el privilegio de trabajar en algo que te gusta la vida se hace más llevadera.

“La película habla de la muerte desde el humor y la contención masculina. Sin duda, una combinación explosiva”

“Los ensayos consistían en juntarnos para almorzar y hablar un poco de la película y sus personajes”

2 premios obtuvo Truman en el Festival de Cine de San Sebastián. La estatuilla a Mejor Director la recogió Cesc Gay, mientras que Javier Cámara y Ricardo Darín recibieron ex aequo el premio al Mejor Actor