• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

James Bond vuelve de traje, con menos acción y más intriga

Hoy se estrena «Spectre», la nueva cinta del agente con licencia para matar | Foto Cortesía

Hoy se estrena «Spectre», la nueva cinta del agente con licencia para matar | Foto Cortesía

Dirigida por Sam Mendes y protagonizada por Daniel Craig y la francesa Léa Seydoux, la cinta va en camino a convertirse en la más taquillera de la franquicia del espía al servicio de su majestad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Impecable y coreografiada son las palabras que pueden definir la 24º entrega de la saga de James Bond, Spectre, que se estrena hoy en el país. Una cinta de dos horas y media en la que el espía al servicio de su majestad regresa para hacer gala de sus habilidades con las armas y las mujeres.

“Tomé la decisión de no hacer la misma película otra vez, quería hacer algo más extravagante, más glamoroso de alguna manera”, dijo el director Sam Mendes y lo logró. Y aunque hay menos acción, la intriga se apodera de la película que tiene algunos altibajos y múltiples guiños a las cintas anteriores.

Con un abultado presupuesto de 250 millones de dólares, Spectre es un espectáculo visual de principio a fin. Su secuencia inicial, filmada en México, recrea el desfile del Día de Muertos. Para llenar el Zócalo y sus calles aledañas, la producción –comandada por Bárbara Broccoli y Michael G. Wilson– usó 1.500 extras, cada uno con un traje diferente en los que trabajaron 75 vestuaristas. Solo esa parte, de 10 minutos de duración, requirió 5 meses de preparación.

La aventura de Bond, interpretado por Daniel Craig por cuarta vez, atraviesa varios continentes. Luego de dejar México, el agente secreto protagoniza una espectacular persecución automovilística en las estrechas calles de Roma, una secuencia que grabaron durante 18 noches. De allí va a Austria, para cuyas escenas se necesitaron más de 400 toneladas de nieve artificial. Luego parte a Marruecos, donde el equipo de producción tuvo que soportar una temperatura de 45º centígrados.

Con una actuación solvente, Craig luce más que cómodo en la piel de un Bond más rudo que el de la película anterior, Skyfall (2012), con ocasionales destellos de humanidad, pero siempre asesino, frío y seductor.

“Podría decirse que Craig encarna, más que cualquier otro anterior Bond, la imagen del psicópata sádico. Es un Terminator en esmoquin, un arma de seducción masiva, un narcisista patológico que viene desde el frío”, señaló The Hollywood Reporter.

Durante la promoción de la cinta, el actor británico afirmó que no quiere interpretar más al agente secreto y su desgaste se evidencia en algunas escenas. Pero aunque el actor esté cansado después de 10 años al frente de la saga, la producción no parece estar dispuesta a dejarlo ir.

“Tuvimos ocho meses de rodaje y estaba cansado”, dijo Broccoli a AP sobre los comentarios del actor. “Daniel Craig es nuestro James Bond y hasta que ese no sea más el caso no vamos a especular. Lo amamos y queremos mantenerlo con nosotros. Esperemos que podamos”, añadió la productora.

La actuación de la francesa Léa Seydoux, la verdadera chica Bond de la película, es emotiva en el personaje de la psiquiatra Madeleine Swann, hija de Mr. White, un antiguo enemigo del espía. “Mi personaje no necesita a James Bond, de hecho él la necesita más a ella”, afirmó la actriz a Efe sobre su papel, una mujer fuerte e independiente.

A diferencia de Skyfall, en Spectre el lado humano y la historia de Bond es apenas tocado y es por esta razón que el villano Franz Oberhauser, líder de la agencia criminal, queda minimizado. La actuación del ganador del Oscar Christoph Waltz es reducida a no más de 20 minutos de metraje.

Otro talento que hace una aparición escasa es Mónica Bellucci. La actriz italiana interpreta a Lucía Sciarra, una viuda seducida por Bond para conseguir información en la primera parte de la película.

Ralph Fiennes vuelve en el papel de Gareth Mallory, sustituto de M. Fiennes tiene más tiempo en pantalla que muchos de los miembros del elenco y es, quizás, el personaje con los diálogos más inteligentes en toda la cinta. La frase “una licencia para matar es también una licencia para no hacerlo” resume el espíritu de Spectre.

Ben Wishaw repite en el personaje del paranoico, desconfiado y divertido Q. Dave Bautista con el papel de Mr. Hinx regala unos impresionantes momentos de combates cuerpo a cuerpo, llenos de fuerza bruta.

CIFRAS
250 millones de dólares fue el presupuesto de Spectre

1.500 extras se necesitaron para recrear el desfile del Día de Muertos en la secuencia inicial, rodada en México

400 toneladas de nieve artificial se usaron para las escenas filmadas en Austria

Spectre
Estrena hoy
Circuitos Cinex y Cines Unidos