• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Harrison Ford subastará chaqueta que utilizó en La guerra de las galaxias: El despertar de la fuerza

Harrison Ford y Peter Mayhew retoman sus papeles de Han Solo y Chewbacca | Foto: www.slate.com

Harrison Ford donará su chaqueta de La guerra de las galaxias | Foto: www.slate.com

El actor estadounidense donará el dinero para la investigación del tratamiento de la epilepsia

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El actor estadounidense Harrison Ford subastará la icónica chaqueta de cuero que vistió como Han Solo en La guerra de las galaxias: el despertar de la fuerza, la más reciente película de la saga, para que los beneficios que se obtengan de la venta se destinen a la investigación para el tratamiento de la epilepsia.

Los interesados ya pueden pujar por la pieza desde el portal “If Only”, especializado en subastas de celebridades, que mantendrá abierta la subasta “online” hasta el próximo 11 de abril.

El precio más alto que alcanzaba este martes la chaqueta, firmada por Ford y que incluye un certificado de la productora Lucasfilm, era de 33.000 dólares.

El actor, de 73 años de edad, decidió donar los beneficios de su chaqueta de cuero a la fundación FACES del hospital NYU Langone de Nueva York, que investiga el tratamiento y las nuevas curas para la epilepsia, después de que el centro médico ayudara a mejorar la calidad de vida de su hija, que sufre esta enfermedad neurológica.

“Mi hija fue admitida hace nueve años en NYU Langone para ser tratada de epilepsia, y no ha tenido un ataque epiléptico desde el día que salió”, explicó Ford en una gala de recaudación de fondos de FACES a principios de marzo.

La chaqueta de cuero ha sido uno de los símbolos de identidad del intrépido piloto Han Solo a lo largo de la saga de ciencia-ficción creada por George Lucas, aunque el modelo subastado fue hecho a medida solo para la séptima entrega.

La guerra de las galaxias: el despertar de la fuerza, que se estrenó en diciembre del año pasado, se convirtió en el filme más taquillero de la historia de Estados Unidos al superar en enero los 760,5 millones de dólares que había conseguido Avatar, de James Cameron, en los cines.