• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

George Lucas arremete contra la Academia de Hollywood

George Lucas considera que en la institución prima la política sobre el arte| AP

George Lucas considera que en la institución prima la política sobre el arte| AP

El director dice que la falta de diversidad en la organización es notoria si se fija la atención más allá del discurso oficial

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

CINE Considera que en la institución prima la política

El productor y director estadounidense George Lucas arremetió contra la Academia de Hollywood, institución que concede los premios Oscar, porque a su entender en ella prima la política sobre el arte.

En una entrevista concedida a CBS, Lucas, de 70 años de edad y creador de sagas como Star Wars e Indiana Jones, cree que la Academia es un reflejo de la comunidad de Hollywood, mayoritariamente masculina y blanca. Por eso, no le sorprende la falta de diversidad racial en la lista de postulados que se dio a conocer el jueves.

Por segunda vez desde 1998, los 20 intérpretes que optan a una estatuilla de actuación son blancos, una circunstancia que se da en un año en el que la película Selma, sobre el movimiento de derechos civiles liderado por Martin Luther King Jr., parecía que iba a cosechar numerosas nominaciones. El filme disputará dos galardones: Mejor Canción y Mejor Película, pero fue ignorado para los premios de Mejor Dirección y Mejor Actor, en el que los afroamericanos Ava DuVernay y David Oyelowo figuraban como claros candidatos.

Lucas aplaudió el trabajo de Oyelowo y DuVernay. Asimismo, calificó la cinta de maravillosa. Considera que la directora y el actor no se quedaron fueran simplemente porque hay un número limitado de nominaciones y otros aspirantes lo merecían más. “Lo que pasa con la Academia es que es una campaña política que nada tiene que ver con el desempeño artístico”, aseguró el cineasta, que confesó no ser miembro de esa institución.

El realizador señaló que la falta de diversidad en Hollywood es algo bien conocido que se nota si se fija la atención más allá del discurso oficial.