• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

La Cometa apuesta por Edgar Negret, Fernando Botero y Olga de Amaral

Nicolás Jaramillo | Manuel Sardá

Nicolás Jaramillo | Manuel Sardá

Para el galerista Nicolás Jaramillo asistir a la feria implica compartir un mismo lenguaje

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El galerista Nicolás Jaramillo posa orgulloso junto a la escultura de un compatriota, el fallecido artista Edgar Negret. La pieza se titula Aparato mágico y data de 1957. Es una de las creaciones que presenta este año la galería colombiana La Cometa en la vigésimo segunda edición de la Feria Iberoamericana de Arte de Caracas.

Jaramillo exhibe la obra como una creación excepcional, algo difícil de hacer si se toma en cuenta que está rodeado de trabajos de los también colombianos Fernando Botero y Olga de Amaral, del español Manolo Valdés, del argentino Juan Melé y del venezolano Alejandro Otero.

“Quisiera señalar especialmente la participación de Edgar Negret, porque aunque es común verlo en la FIA, las piezas que trajimos son excepcionales. Como ésta, que data de cuando el artista todavía estaba descubriendo el lenguaje que lo iba a consagrar en la escultura latinoamericana, pero ya con unas señales muy claras de para dónde iba. Aunque el aluminio es el material que trabajó siempre, en esta ocasión usó la madera”, dice.

Otra de las obras exhibidas este año en el stand de La Cometa es de Amaral, representada en la FIA por cuarto año consecutivo. “Es una mujer de 82 años de edad. Tejedora, con importancia en el mundo del arte; sin embargo creo que todavía la gente no ha sabido descubrirla del todo. La reconocen pero se han perdido de sus últimos años de trayectoria internacional. Está en el MOMA, por señalar una de al menos 50 colecciones importantes alrededor del mundo”.

Melé es un importante exponente de la abstracción geométrica. Jaramillo cuenta que perteneció al movimiento de arte concreto que se dio en Argentina cuando había grandes discusiones sobre arte y cada grupo peleaba por sus ideas. “Él tomó partido con el grupo de arte concreto y desde allí trabajó. Es la primera vez que lo traemos”.

Botero es una presencia constante en la FIA. No puede faltar por tratarse del principal  maestro colombiano –numerosas galerías del vecino país participan en la feria–, el que tiene mayor reconocimiento a nivel mundial. “Trajimos dos esculturas de bronce, una venus y una bailarina. Se trata de ediciones limitadas de seis ejemplares. También tenemos una escultura de mármol que es una pieza única y una pintura fechada en 1956, en la que Botero aún está descubriéndose en todas las búsquedas de estilo”.

La galería ha participado en las últimas siete ediciones de la feria. Jaramillo recuerda que comenzaron con uno de los stands más pequeños, de apenas 15 metros. Han tenido la oportunidad de duplicar el espacio. El galerista la considera fundamental en su agenda. “Me da la impresión de que la FIA es un evento pequeño y grande a la vez. He estado en muchas ferias. Recuerdo la de Seúl, que tiene 13 veces el tamaño de ésta, pero no nos permite lograr los mismos resultados comerciales. La FIA es una feria que habla nuestro lenguaje, y no me refiero al idioma. Diría que tiene 90% de artistas hispanoamericanos. Es una feria cálida, manejable por su tamaño, no sólo para mí sino también para el público. Se puede recorrer sin que se vuelva agotadora, la cantidad de información no te abruma, la puedes procesar. Me gusta por esa razón”.

La Cometa presentará en septiembre una muestra de los artistas colombianos Yosman Botero y Ana González, en la sede de la galería Okyo de Las Mercedes. “Son dos artistas menores de  40 años, con dos lenguajes distintos, pero ambos con una propuesta fresca”.


FIA

Hotel Tamanaco Intercontinental, Las Mercedes

Horario: hoy de 2:00 am a 9:00 pm

Entrada general: 70 bolívares