• Caracas (Venezuela)

Escenas

Al instante

Alejandro Sanz promete espectáculo y sorpresas a sus admiradoras argentinas

Alejandro Sanz / EFE

Alejandro Sanz / EFE

Rodeado de una multitud de admiradoras que esperaron durante horas para ver a su ídolo en un céntrico edificio comercial porteño, el artista español confesó que se siente "muy feliz"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Entre piropos, suspiros y promesas de amor incondicional, el cantante español Alejandro Sanz aseguró a sus admiradoras argentinas que "se sorprenderán con todo lo que va a ocurrir" en los conciertos que ofrecerá en el estadio Geba de Buenos Aires.

"Ya sé que ellas lo van a entregar todo, y yo también lo haré. Sé que me voy a encontrar con una explosión de cariño", aseguró Sanz durante un encuentro con la prensa horas antes de su presentación en la capital argentina.

Rodeado de una multitud de admiradoras que esperaron durante horas para ver a su ídolo en un céntrico edificio comercial porteño, el artista español confesó que se siente "muy feliz" de actuar en Argentina, donde siempre ha encontrado "un público muy especial".

"El público argentino siempre le pone mucho cariño a los conciertos, y yo estoy muy feliz de estar de nuevo aquí y poder compartir con ellos estos días", dijo.

Sanz, ofrecerá este jueves el primero de los tres conciertos programados en Buenos Aires adonde llega después de actuar en las ciudades de Rosario, Córdoba y Mendoza.

"Ha sido fantástico, me han tratado de maravilla. Creo que la gente que ha ido a los conciertos ha visto que hemos puesto todo el corazón y ojalá se repita en estos tres en Buenos Aires", señaló.

El cantante español, disco de platino en Argentina con su último trabajo, "La música no se toca", desplegará "un nuevo concepto musical" sobre el escenario "que va a gustar", con una banda renovada y un espectáculo de luces "más desarrollado" que en otras giras.

"Va a sorprender", reiteró Sanz, quien se mostró "muy contento" con la aceptación que ha tenido su último trabajo, número uno en las listas de 19 países nada más salir al mercado.

Las canciones de "La música no se toca" tendrán cabida en las dos horas de duración de los conciertos que el cantante español ofrecerá en Buenos Aires, pero también habrá espacio para recordar sus grandes éxitos.

"Mi intención es presentarles el nuevo álbum, pero también repasar algunas de la canciones que forman parte, al menos, de mi vida. Quiero presentar un espectáculo para que la gente pueda evadirse durante un rato", explicó.

Con gran sentido del humor, Sanz consiguió responder a las preguntas de los periodistas elevando el tono de voz en más de una ocasión para hacerse oír entre las palabras de cariño de sus seguidoras.

"No me voy a evadir (de ellas), más bien me voy a dejar invadir que es mucho mejor", dijo Sanz para deleite de la multitud de jóvenes que no dejaba de hacerle fotos con sus teléfonos móviles.

Entre broma y broma, el músico tuvo tiempo también para hablar con seriedad de la situación de la industria discográfica en tiempos de crisis.

"La música entró en crisis mucho antes que el resto de las industrias y estamos un poco curados de espanto respecto a eso. Creo que hay que dejar de llorar un poco y debemos adaptarnos y buscar las fórmulas para que todos puedan subsistir. Ya nos toca tirar para adelante", aseveró.

También negó que fuera a grabar un disco de tangos, "porque para eso hay que nacer aquí y vivirlo, llevarlo en la sangre", y aseguró que "para nada" se considera el músico más talentoso en lengua hispana.

"El talento no se puede medir", subrayó.

Sanz afirmó que en el mundo de la música "nunca dejas de aprender", aunque valoró sus raíces, "que vienen del flamenco", uno de los géneros "más inteligentes emocionalmente que hay, porque es capaz de abrirse a cualquier movimiento musical que hay sin ningún tipo de complejo".