• Caracas (Venezuela)

EME

Al instante

Aprende a vibrar

Vibrador

Vibrador

Hace más de 130 años se inventó el primer vibrador de baterías y hoy es el juguete sexual más vendido del mundo. Ofrecemos aquí algunos detalles que te harán muy, muy feliz

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

"Usted ha inventado una máquina que no hace sufrir a nadie y que, al contrario, hace que cualquier persona que lo utilice se sienta mejor" dice la rebelde Charlotte Dalrymple al doctor Mortimer Granville. Ellos protagonizan Hysteria, comedia romántica estrenada, sin mucha gloria, durante el Tribeca Film Festival 2012 y que cuenta sobre la invención del vibrador en la época victoriana.

En la película -y en la historiase cuenta cómo con un masaje pélvico que estimulaba los órganos genitales de la mujer se curaba la histeria, un diagnóstico que abarcaba todos los síntomas posibles, desde mal humor hasta tristeza. A los médicos les costaba satisfacer a sus pacientes con sus propias manos, así que con la llegada de la electricidad, se logró la creación de un masajeador que resolvía el asunto en pocos minutos.

Hoy en día, el que fue vendido en los tiempos de la reina Victoria de Inglaterra como un novedoso masajeador portátil eléctrico, es el juguete sexual más vendido del orbe. Pero llegar a ostentar ese título no fue fácil.

Sus bondades fueron divulgadas en revistas y periódicos.

Las tiendas por departamentos lo ofrecían casi como un milagro que otorgaba muchos benefi cios a sus usuarias, pero la histeria desapareció como diagnóstico.

Así el virtuoso objeto se convirtió en tabú y luego, con la masifi cación del cine porno, se convirtió en aquello que todas querían tener, sin atreverse a admitirlo.

Más tarde, se incorporó como instrumento útil en terapias de sexualidad y, aunque fi nalmente se aceptó que el vibrador no causa ningún daño ni forma parte de prácticas pervertidas, es una realidad que siguen existiendo tabúes que solo pueden diluirse con información. Así lo afi rma la sexóloga Michela Guarente. "Por las preguntas que me hace el público en mi programa de radio o a través del Twitter noto que tienen mucho interés, pero también muchas creencias erradas. La verdad es que cuanta más información manejes, mejor disfrutarás de tu propia sexualidad, te liberarás de creencias o juicios equivocados".


Diversión garantizada
Incorporar por primera vez juguetes sexuales a la relación de pareja tal vez no sea tarea fácil, pero cuando se logra puede resultar muy satisfactorio. Michela brinda algunas pistas.

"La gente debe ser juguetona y entender que el juguete sexual será como un amigo, no una competencia. Ningún chico tiene la capacidad de vibración del vibrador, pero jamás un juguete sexual puede sustituir la relación con una persona.

Para sugerir el uso del vibrador en pareja, hay que empezar por bajar un poco la ansiedad y asumir que esto es un ingrediente que complementa la vida sexual.

Debe conversarse sin dramas. Si no hay apertura en la pareja no se va a disfrutar y van a surgir juicios en lugar de opiniones".

Palabras en tu boca
Tal vez sientas un poco de timidez para proponerle a tu pareja el uso de un vibrador. Michela ofrece algunas ideas que pueden servirte de guía.

"Determina cómo resultas más asertiva. Si lo tuyo es hablar, puedes apoyarte en cosas cotidianas, como una película o un artículo en una revista y comenzar la conversación con algo como `estuve leyendo tal cosa sobre juguetes sexuales...

¿Qué te parecen? ¿Te gustaría?’.

También puedes recurrir a un mensaje de texto o enviarle una foto. Depende del estilo de cada quien. Hay que tener una comunicación franca, fl uida y libre de juicio. Si no, puede convertirse en un drama".

Paso a paso
Estás decidida. Llegó la hora de incorporar un elemento divertido a tu relación sexual. Aprende cómo conseguir el vibrador perfecto para ti y tu pareja.

-Debes ser muy curiosa y buscar. Empieza con algo pequeño que te haga sentir cómoda, con colores que te gusten y que brinde un componente divertido. A veces pensamos que es mejor tener mayor tamaño y más vibración y no necesariamente es así.

-Lo ideal es que busquen juntos lo que quieren usar. Pueden buscar por internet y luego acercarse a una sex shop. -Deja el pudor a un lado. Los asesores en las tiendas suelen ser muy relajados y están acostumbrados a todo tipo de preguntas. Ellos sabrán aconsejarte y contarte con propiedad sobre cada juguete.

-Ten en cuenta que no todos los vibradores son para todos los tipos de personas, ni para todas las pieles. Tiene que ser de un material aprobado para entrar en contacto con tu intimidad.

-Poco a poco irás conociendo otras características que puedes ir sumando a tus preferencias, por ejemplo que su textura simule piel real.

-El tema del precio no es un punto muy elegante, pero hay que tomarlo en cuenta para elegir el modelo que te conviene.