• Caracas (Venezuela)

Elías Castro

Al instante

Fuerza y voluntad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Escuchando detenidamente el discurso de algunos voceros oficialista. Me detengo  en estos “ilustres pensadores” de la revolución bonita que de alguna manera, terminan burlándose de nuestras desgracias, originadas por ellos mismos. Me atrevo a citar a uno de ellos quien asegura que “no hay nada más sabroso que hacer una cola”. Mientras que otro afirma que “El pueblo chavista está dispuesto a pasar hambre”.

Este discurso improvisado termina siendo un chiste de muy mal gusto para el venezolano, que ante tanta agonía y hambre, tiene que escuchar esta clase de comentarios en cadena nacional, que sólo deja una profunda decepción y tristeza, y se termina siendo víctima del discurso oficialista. Cada día que pasa, se demuestra el bajo nivel de seriedad de los políticos venezolanos, a diario se mancha el nombre de este país ante los ojos del mundo. Y como diría Giordani (otro genio de la revolución bonita)  “Somos el hazme reír de América latina”

Mis dudas se dirigen a una misma dirección, a un mismo lugar. ¿A dónde quieren parar ante tanta sátira y cinismo? ¿Cuál es el objetivo de ser tan descarados? Han logrado difundir cierta tristeza y decepción, incluso han copado cierta atención en la opinión pública y los medios, ¿pero se lograron los objetivos? Porque yo sólo veo un profundo rechazo que se hace cada vez más notable. ¿Entonces, cuál es la finalidad de este discurso tan burlista?

A pesar de que mis dudas son constantes, mi posición es firme. Mi reproche hacia el contexto venezolano actual, está establecido en mí, de una manera radical y absoluta. Ante tanta burla e inacción sólo me queda un rechazo categórico, absoluto. Delante de un nuevo discurso oficialista, tengo renovadas fuerzas para seguir adelante. Ante una nueva burla a nuestras desgracias, tengo voluntad para seguir cambiando a mi país, y hacer de él, una región prospera, algo mejor.

No sea víctima del discurso oficial, no se deje llevar por la apatía que promueven estos. Sea promotor del cambio, sólo es cuestión de fuerza y voluntad.

Eliascastror@hotmail.com

@Elias_ACR