• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Están vencidos 400 contratos colectivos

Pese a la introducción de varios proyectos, la convención marco del sector público está congelada, dijo dirigente Manuel Rondón

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Ejecutivo escurre su responsabilidad de negociar más de 400 contratos colectivos del sector público que están vencidos desde 2006-2008, con el argumento de la falta de representatividad de las organizaciones sindicales no afectas, informó Manuel Rondón, coordinador del Frente Autónomo de Defensa del Empleo, el Salario y el Sindicato, Fadess.

El también directivo de la Federación Nacional de Trabajadores del Sector Público, Fentrasep, señaló que el problema de no negociar las contrataciones colectivas es político cuando el Ministerio del Trabajo privilegia en sentar a la mesa a los sindicalistas militantes del Partido Socialista Unido de Venezuela.

"Desde 2006, la estrategia del Gobierno es imponer un solo tipo de contrato para todo el sector público dentro de su modelo corporativista, negociado con sus sindicalistas y en el que son desmejorados los beneficios socioeconómicos de los trabajadores conquistados en sus luchas", agregó el representante de Fadess.

Recordó que en los organismos se aplica todavía la instrucción del Ministerio de Planificación de 2009 que consiste en congelar las negociaciones de los contratos colectivos pendientes para disminuir la presión de los costos de nómina sobre el gasto de los presupuestos nacionales.

En abril de ese mismo año, el Ejecutivo elaboró un documento sobre las contrataciones colectivas del sector público adaptadas al modelo de transición al socialismo, para lo cual fijaron estrategias que se han cumplido hasta el presente, como la implantación de una central única (la Central Socialista Bolivariana de Trabajadores).

El informe también refiere la supeditación de los trabajadores al pueblo, mediante los consejos comunales, y el control de los medios de producción capitalista a través de los consejos de trabajadores, enunciados en la Ley Orgánica del Trabajo y a la espera de una legislación especial.

Convención de referencia. Es urgente discutir el contrato marco de la administración pública, el cual se venció en 2006, pues sus cláusulas son la referencia para las contrataciones colectivas pendientes de 335 alcaldías, 23 gobernaciones, 32 ministerios y los institutos autónomos que, junto con las empresas del Estado, superan los 400 contratos de todo el sector público, expreso Rondón.

El representante de Fetrasep alertó que 2 millones de trabajadores del sector público cobran desde 2006-2008 los mismos montos de algunos beneficios económicos porque las cláusulas de los contratos se mantienen iguales en el texto de la convención colectiva vigente.

Explicó que los empleados públicos de la administración central prácticamente sólo han percibido 2 ajustes en el tabulador de sueldos en el mismo porcentaje del aumento al salario mínimo, lo cual no incluyó al personal de las alcaldías y gobernaciones (cerca de 350.000 trabajadores).

El dirigente refirió que el texto de algunos contratos de las alcaldías contiene montos en bolívares anteriores al fuerte, lo cual muestra el largo tiempo transcurrido sin discutirlos.

Denunció que "en sectores como el de la Salud les quitaron el HCM y en la mayoría de los organismos y empresas públicas hay atraso en los aportes a las cajas de ahorro de los trabajadores".

Rondón anotó que el Ministerio del Trabajo ha rechazado varios proyectos del contrato marco. Alega que las directivas de las federaciones no se han legitimado mediante elecciones. "Se propuso, sin éxito, que apliquen la Ley Orgánica del Trabajo, la cual permite discutir con los sindicatos de base, cuyas directivas son legítimas", dijo.

El dirigente precisó que son pocos los contratos del Estado que se han firmado y mencionó el del magisterio, el petrolero y el del Metro de Caracas, sin embargo, alertó que hubo desmejoras y la parte patronal incumple los compromisos con los trabajadores. Recordó que la convención colectiva de los trabajadores eléctricos venció en septiembre de 2010, mientras que en las empresas de Guayana ocurrió hace cuatro años, mientras en la Cantv se está negociando con lentitud, aunque vence en el presente mes.