• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Ni el salario básico de un mayor general cubre la canasta básica

El salario mínimo integral solo alcanza para adquirir 32,3% de la canasta alimentaria | Foto Williams Marrero / Archivo

El salario mínimo integral solo alcanza para adquirir 32,3% de la canasta alimentaria | Foto Williams Marrero / Archivo

Un profesor-instructor puede pagar 39,3% de la canasta alimentaria; un médico recién graduado, 11,1% 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El salario básico mensual de un mayor general, uno de los rangos más alto dentro de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, es de 56.550 bolívares, lo que solo le alcanza para cubrir 40,6% de la canasta básica cuyo costo se ubicó en 139.273,68 bolívares al cierre de diciembre de 2015, según datos del Centro de Documentación y Análisis Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros.

Tampoco es suficiente para poder adquirir los productos de la canasta alimentaria que, al cierre de diciembre del año pasado, costaba 93.587 bolívares. Solo alcanza para cubrir 60,4% de los costos de estos bienes básicos.

Un sargento, con un salario mensual de 13.666,25 bolívares, apenas puede cubrir 9,8% de la canasta básica y 14,6% de la canasta alimentaria.

El general retirado de la Aviación Miguel Andara Clavier señaló que el problema de los salarios afecta a todos los profesionales, trabajadores y obreros. “Todos nos estamos viendo afectados. Aquí hasta la comida para las mascotas es carísima. Todos sabemos cuál es el problema. ¿Cómo hace una persona para vivir así? Simplemente no se puede. Pero no solo es cuestión de la inflación, sino que tampoco hay comida. Antes con pasta la gente pobre se las arreglaba, pero ahora ni eso hay”.

Menos dinero. Para los profesionales de la Medicina la situación salarial es complicada. Un director de hospital deviene el mayor ingreso en la escala: se calcula que su salario básico mensual es de 18.628 bolívares. Con esa cantidad de dinero solo tiene la capacidad de pago de 13,3% de la canasta de productos básicos. Si se trata de la cesta alimentaria su sueldo le alcanza para 20% del costo del total de productos.

El médico recién graduado, que es el residente o el médico rural, tiene un salario base de 10.464 bolívares al mes. Únicamente puede cancelar 7,5% de la canasta básica y 11,1% de la canasta de alimentos.

Douglas León Natera, presidente de la Federación Médica, expresó que los profesionales de la Medicina escasamente viven con el ingreso mensual. “Si se trata de un médico rural gana, en promedio, 10.200 bolívares de salario básico y eso no le alcanza para nada. Con guardias puede llegar a devengar 5.000 bolívares más, pero son sueldos muy bajos”. Asegura que debido a la aceleración de los precios es necesario adecuar los cálculos salariales a través de vías que contribuyan a recuperarlo”.

Sueldos dignos. En el área educativa la situación no es diferente. Un profesor titular a dedicación exclusiva gana 36.812 bolívares, lo que quiere decir que puede pagar 26,4% de la canasta básica y 39,3% de la alimentaria.

Uno de los escalafones más bajo es el de profesor-instructor a tiempo completo, cuyo salario es de 22.562 bolívares mensuales. En este momento su sueldo cubre 16,1% de la canasta básica y 39,3% de la cesta alimentaria

Keta Stephany, secretaria de Actas de la Federación de Asociaciones de Profesores Universitarios de Venezuela, señaló que la lucha es por salarios dignos pues las actuales escalas no son suficientes para poder cubrir los gastos. Stephany, quien participó en la reunión con la Comisión Especial de la Asamblea Nacional, dejó en claro que no es nada más la educación universitaria sino la educación, en su totalidad, que está en crisis.

 

Vías para compensar déficit. Un profesional VI es uno de los cargos de más alto rango dentro de la administración pública. Su salario mensual es de 23.742,69 bolívares y solo puede cancelar 17,04% de la canasta básica y 25,2% de la cesta alimentaria.

El bachiller I es uno de los escalafones más bajo en el tabulador de la administración pública y su salario mensual es de 10.309,72 bolívares. Con esta cantidad de dinero logra cancelar 7,4% de la canasta básica y 11,01% de la canasta alimentaria.

Antonio Suárez, presidente de la Federación de Empleados Públicos, se refirió al estado de angustia en el que viven los empleados públicos por la alta inflación. Señaló que los trabajadores deben buscar una vía para poder compensar el déficit salarial en este momento de crisis. “Nosotros estamos conscientes de la grave situación, pero debemos encontrar un mecanismo que nos ayude a incrementar el ingreso de los trabajadores que sencillamente no pueden adquirir la canasta básica ni alimentaria”, puntualizó.