• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

“No podemos plantearnos una industrialización con una mentalidad rentista”

Confederación Venezolana de Industriales (CONINDUSTRIA) | Foto: Empresate

Confederación Venezolana de Industriales (CONINDUSTRIA) | Foto: Empresate

El presidente de la Confederación Venezolana de Industriales, Eduardo Garmendia, prometió que a partir de ahora se establecerán procesos de interacción con los sectores que forman parte del quehacer industrial

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de la Confederación Venezolana de Industriales, Eduardo Garmendia, advirtió que así como el sector ha venido pidiendo con urgencia un cambio en el modelo económico que se quiere imponer, es necesario también que los empresarios asuman una nueva conducta.

“No podemos plantearnos, ni muchos menos ejecutar, un proyecto de reindustrialización o industrialización, con una mentalidad rentista vigente entre nosotros”, dijo al dar a conocer los lineamientos de la propuesta de la organización denominada “La Ruta”,  en el marco del Congreso Conindustria 2014.

Garmendia aseguró que la propuesta de Conindustria es un reto a mirar hacia un futuro que no debe parecerse en nada al presente. Consideró que para avanzar en el hecho industrial es necesario construir, fortalecer y proteger un sólido marco institucional. Este marco implica reglas de juego y normas claras, confianza, actuación de jueces y árbitros justos, predictibilidad sobre una agenda pública a desarrollar y sus consecuencias y cambio en la noción de propiedad privada.

“La propiedad en el ámbito industrial debe ir acompañada de lo que denominamos una nueva conciencia empresarial entre nosotros mismos, los industriales. La ruta propuesta nos llama a abandonar la mentalidad rentista y abrazar las banderas de la competencia, de la productividad, de la innovación”. A su juicio, es el momento de salir a buscar el riesgo, asumir los retos de formar parte de cadenas de valor innovadoras.

Indicó que “así como venimos pidiendo con urgencia un cambio en el modelo económico que se le quiere imponer al país, es necesario también que nosotros, empresarios industriales, asumamos un cambio en nuestra mentalidad y conducta”.

Reconoció que exigir simultáneamente la vigencia de un marco institucional, de la propiedad privada y abandonar mentalidades y posiciones rentistas, no es asunto fácil. Pero es, definitivamente, la ruta.

En ese sentido, prometió que a partir de ahora se establecerán procesos de interacción con los sectores que forman parte del quehacer industrial, tanto con los empresarios como con los trabajadores, con la finalidad de crear cadenas de valor que tengan significado para el desarrollo de Venezuela.