• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Más de 358.000 hogares dejaron de comprar en Mercal

 La cantidad de hogares que no recurrieron a Mercal fue de más de 3,81 millones | Cortesía

La cantidad de hogares que no recurrieron a Mercal fue de más de 3,81 millones | Cortesía

La encuesta de seguimiento del consumo del INE señala que en el estrato de escasos recursos 107.994 familias desistieron de adquirir productos en la red de comercio del gobierno

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las bodegas de Mercal dejaron de ser los puntos de venta para muchas familias que compraban en esos establecimientos por lo menos uno de los productos alimenticios básicos.

La encuesta de seguimiento del consumo, realizada por el Instituto Nacional de Estadística, revela que 358.122 hogares ya no adquieren productos en Mercal, al pasar la cifra de más de 3,72 millones en el primer semestre de 2012 a 3,37 millones entre enero y junio de 2013.

La penetración de Mercal también se redujo en términos de la cantidad de familias que se abastecen específicamente de alimentos a precios subsidiados. Para el primer semestre de 2013, los 3,37 millones de hogares que compraron en esas bodegas representaron 46,91% del total de hogares registrados por el INE: 7,18 millones. En el mismo período de 2012, la penetración de Mercal era de más de la mitad de las familias que se abastecían en estos comercios subsidiados.

Por estratos, el informe del INE refleja que se redujo la cantidad de hogares con menos ingresos económicos y condiciones precarias que compraron en Mercal, al pasar de 666.982 en el primer semestre de 2012 a 558.988 en el mismo período del año pasado. La disminución es de 107.994 familias que ya no compran en esas bodegas con precios subsidiados. Para ese estrato socioeconómico Mercal cubría a 9,42% de los hogares pobres, ahora solo abarca 7,78%.

Fuentes del INE señalan que la caída en la cantidad de hogares pobres que consumen  en la red de establecimientos del gobierno se debe a que hay otras fuentes de abastecimiento a las que pueden acceder a precios regulados como Abastos Bicentenarios y los operativos de venta de Pdval. “El salario mínimo subió el año pasado tres veces, eso significa un aumento en el ingreso de muchas familias que dependen de por lo menos dos personas que devengan el sueldo mínimo”, indicó la fuente del organismo de estadística.

Para el caso de la clase media, el INE refiere que 2,02 millones de familias se abastecieron en Mercal, lo que representa 28,15% del total de los hogares para el primer semestre de 2013. Entre enero y junio de 2012, más de 2,19 millones de familias con ingresos y condiciones socioeconómicas medias compraron en Mercal.

En los estratos de clase media alta y alta, según el INE, aproximadamente 789.958 hogares adquirieron por lo menos un producto en las bodegas subsidiadas. Esa cantidad de familias de mejores condiciones económicas que opta por comprar en la red gubernamental también se ha reducido en los últimos años. Disminuyó 8,68% al pasar de 865.133 hogares pudientes en el primer semestre de 2012 a 789.958 en el mismo lapso de 2013.

La cantidad de hogares que no recurrieron a Mercal fue de más de 3,81 millones, lo que representa  53,09% del total de las familias registradas por el INE; que es de 7,18 millones.
 
Depuración de Mercal. Entre 2012 y 2013 el número de establecimientos de la red también se redujo. Fueron cerradas varias bodegas de Mercal Comunal por casos de desviación de alimentos y corrupción. Pero se crearon otros programas como el Mercal Obrero, que lleva operativos de alimentos a precios subsidiados a trabajadores de empresas públicas e instituciones del Estado.

El ministro de Alimentación, Félix Osorio, ha señalado que Mercal es un programa solo para familias verdaderamente necesitadas, por lo que ahora lo focalizarán y evitarán el desvío hacia los revendedores informales o el contrabando de extracción.

 ¿Qué comen? En el informe del INE también se detalla cuáles son los productos que más consumen los distintos estratos de la población. El estrato socioeconómico 5, o más pobre, ingiere más carbohidratos y cereales que otros. Sin embargo, se evidencia una caída en el consumo en términos de gramos diarios por persona.

La ingesta de arroz en las clases pobres fue de 61,23 gramos por persona al año en el primer semestre de 2013, mientras que en el mismo período de 2012 fue de 74,55 gramos diarios per cápita, una caída de 17,86%. En el caso de la harina de maíz, el INE señala que el consumo fue de 61,89 gramos entre enero y junio del año pasado, 24,73% menos que los 82,85 gramos por persona diarios que se ingerían en el primer semestre de 2012.

La demanda de pan de trigo también descendió entre la población de menores ingresos. Pasó de 39,12 gramos per cápita diarios a 37,44 gramos. Y el consumo de las pastas de trigo que era de 48,37 gramos en el primer semestre de 2012 pasó a 40,71 gramos al cierre de junio del año pasado.

El INE  señala que en el estrato 5, o de menores ingresos, la ingesta de carne de pollo es mayor que en el estrato medio y alto con 82,65 gramos diarios por persona en promedio, mientras que en el medio es de 73,64 gramos y en el alto es de 74,77 gramos. En el caso de la carne de res; sin embargo, la situación es distinta.  El consumo de esta proteína en los hogares pobres se redujo de 53,12 gramos por persona al año en el primer semestre de 2012 a 39,12 gramos entre enero y junio de 2013, una caída de 26,35%. Mientras que en el estrato 4, o de ingresos medios, fue de 47,04 gramos en el primer semestre del año pasado y en los estratos con mejores condiciones socioeconómicas el consumo de carne de res es de 50,47 gramos.