• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Se disparan precios del pollo y los huevos por fallas en el suministro

El suministro de carne de ave es irregular en los supermercados | Foto: Antonio Rodríguez

El suministro de carne de ave es irregular en los supermercados | Foto: Antonio Rodríguez

El cartón que estaba en 80 bolívares hace un mes, ahora se consigue en 120 bolívares 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El suministro de pollo en las cadenas de supermercados se ha reducido por parte de proveedores privados en el último mes. Los comerciantes indican que hay fallas debido a problemas con la materia prima importada para el sector avícola y al rezago entre los precios regulados fijados en el primer semestre, y el alza de los costos de producción.

“Estamos dependiendo de que la empresa estatal Corporación de Abastecimiento y Servicios Agrícolas nos despache el producto importado de Argentina y de Brasil. Pero la cantidad que envían no cubre el consumo semanal que requieren los supermercados para atender la demanda y el producto se acaba en pocos días”, dijo un gerente de una cadena de supermercados.

En estos comercios cuando hay pollo se vende al precio regulado de 18,73 bolívares el kilo. “Hemos tenido que recurrir a los proveedores privados, pero nos dicen que tienen problemas para cubrir los pedidos porque registran menos producción avícola en este momento”, agregó el comerciante.

Ante la falta de pollo en las cadenas de supermercados, los consumidores optan por las carnicerías y frigoríficos independientes. En el oeste de Caracas estos establecimientos tienen pollo, pero lo comercializan hasta 3 veces el precio fijado en la Gaceta Oficial de 18,73 bolívares. En un frigorífico el precio marcado para el pollo entero era de 70 bolívares ayer, es decir, 273% por encima de la regulación oficial. El kilo de muslo, que por resolución debe venderse en 22,64 bolívares, se consigue igualmente 3 veces más caro: en 75 bolívares. El kilogramo de pechuga de pollo con hueso fijado en 28,84 bolívares, llega a costar en los frigoríficos independientes 90 bolívares.

Incluso la gallina que hace unas semanas estaba en 80 bolívares, ahora se expende en 100 bolívares en los mercados municipales y carnicerías.

En bodegas de barrios adyacentes a la avenida San Martín y otras zonas populares de Catia el kilo de pollo se vende un poco más económico: 55 bolívares, pero representa un sobreprecio de 193,6% con relación al precio oficial.

Los consumidores se quejan del alto precio del pollo. “Señora, si no le gusta el precio cálese la cola en el supermercado, si es que llega a conseguir”, dijo un carnicero de El Paraíso a una clienta.

En algunas cadenas de supermercados llega poco suministro de pollo. “Este fin de semana hubo pollo, pero la cola era muy larga”, señaló una cajera de una sucursal ubicada en El Paraíso.

En Quinta crespo los mayoristas colocan el kilo de pollo en más de 40 bolívares y los comerciantes lo ofrecen hasta en 55 bolívares, más barato que en las carnicerías independientes.

En el caso de los huevos, aunque no se registra escasez, el precio ha subido en el último mes de 80 a 120 bolívares el cartón de 30 unidades, lo que refleja un alza de 50 bolívares. En marzo un huevo costaba en promedio 2 bolívares, ahora está en 4 y hasta 6 bolívares al detal en las bodegas de La Vega. Al por mayor, la caja de 360 unidades se comercializa en 1.000 bolívares, a razón de 2,7 bolívares cada huevo. Con el costo de comercialización (cartón, mano de obra, pago de alquiler, entre otros), están colocando el cartón al detal entre 110 y 120 bolívares.

Alto consumo, baja producción. En los últimos años el consumo de pollo se ha incrementado y está en 44 kilos al año y el de huevos en 180 unidades anuales por persona.

La industria avícola, según el Banco Central de Venezuela, registró alzas en los costos de producción y precio al por mayor hasta de 135% en un año.

Las empresas avícolas alegan que los problemas que se han presentado en el mercado con las fallas de suministro, se debe a que aún no se ha concretado la importación desde Colombia de 1,7 millones de pollitos bebé que eran necesarios para aumentar la producción, y tampoco han llegado las 32.000 cajas de huevos fértiles anunciadas a principios de septiembre.

El otro problema es el incremento salarial que han tenido que reconocer las empresas, mientras los precios se mantienen regulados al consumidor. “No se puede mantener una producción a pérdida”, agregó un empresario del sector. Señaló que se necesita la importación de pollitos bebé y huevos fértiles para poner a producir la capacidad ociosa instalada en algunas empresas. “No se ha dado la debida atención a la producción nacional, en revisión de los precios y en aprobación de divisas para importar insumos”, dijo.

Compras externas

Un informe de la industria avícola señala que entre enero y octubre las importaciones de carne de pollo se redujeron 17,86% al pasar de 78.564,22 toneladas en ese período de 2012 a 64.528,44 toneladas acumuladas hasta octubre de este año.

En julio ingresaron al país 9.992,49 toneladas, en agosto 3.535 toneladas, en septiembre 6.484 toneladas y en octubre 3.044,10 toneladas. Sin embargo, la Cámara de Comercio de Puerto Cabello, reportó que hasta el 28 de octubre habían ingresado por esa aduana 3.325 toneladas de pollo para consumo, procedente de Argentina y Brasil.