• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Los capitales huyen de España por escándalo de corrupción

El presidente español Mariano Rajoy / Reuters

El presidente español Mariano Rajoy / Reuters

El endeudamiento es de 77% del PIB y el desempleo, en promedio, alcanzó nuevo récord al ubicarse en 26%. La credibilidad del gobierno de Mariano Rajoy está en entredicho

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La resurrección de la economía de España parece aún muy lejos de las promesas de los funcionarios a cargo de las políticas públicas, que ahora maniobran en medio de un escándalo que enloda al gobierno del presidente Mariano Rajoy. Las denuncias de corrupción por pagos ocultos sin declarar han sumido a la nación en un nuevo escándalo, mientras que los datos de desempleo reflejaron un nuevo récord de 4,98 millones de personas sin trabajo.

En el ínterin la balanza de pagos continúa deficitaria y golpeada por una salida neta de capitales de 197,8 millardos de euros al cierre de noviembre de 2012, según cifras del Banco de España, cuando la entrada de recursos netos para igual período fue de 13,1 millardos de euros.

Para tratar de corregir los desequilibrios que muestra la economía de ese país, hay que cambiar el modelo. Rafael Pampillón, profesor del IE Business School en Madrid, explica que el nuevo modelo económico español depende de la reforma del Estado. Se refiere a la necesidad de cambios profundos en la ley laboral, pues es insostenible que el desempleo sea de 36% en la población de inmigrantes y 20% en la población española, para un promedio de 26% en enero de 2013. “Arreglar los problemas de productividad de los españoles es un reto. La mano de obra tiene poco valor añadido y hay que sustituir el actual modelo por uno basado en las exportaciones que permita crecer y ganar competitividad, dado que la demanda externa está colapsada”.

El esfuerzo del Gobierno y los ciudadanos españoles fue reconocido recientemente por la presidente del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde, quien afirmó que el Gobierno está tomando “medidas muy, muy valientes” para afrontar la crisis económica que azota al país y reducir el déficit. “Me siento muy mal por la gente porque sé lo difícil que es. Y sé lo difícil que es para las personas que pierden su puesto de trabajo, para las familias que tienen dificultades para llegar a fin de mes. Pero igualmente sé que es necesario”, aseguró.

La Cruz Roja refleja en su informe anual sobre Vulnerabilidad Social 2011-2012 que 70% de las familias que acuden a solicitar ayuda no puede garantizar la alimentación saludable a sus hijos. Asimismo, 33% de los que asisten no tiene ningún tipo de ingreso. Un dato que llamó la atención es que en 2012 fueron atendidas 2.390.819 personas, mientras que en 2008 fueron atendidas 909.800 personas, lo que evidencia un incremento de las consultas de 162,7% en ese período. Todo esto deja en evidencia cómo la población que no puede pagar por servicios médicos se ha incrementado.

El paquete Rajoy

Mariano Rajoy heredó la crisis que estalló en el año 2008, luego de la explosión de la burbuja inmobiliaria en Estados Unidos, y que poco a poco fue tomando territorio europeo para destapar una olla que pocos imaginaron.

El crédito hipotecario otorgado con respaldo en activos inexistentes tambaleó a todo el sistema financiero europeo, pero además desnudó el enorme endeudamiento de la economía española que había vivido por años del crédito y no de la productividad.

El oasis español desapareció luego de que se dio a conocer el peso de la deuda total, actualmente de 77,4% del producto interno bruto. Datos oficiales indican que los pasivos crecieron 1,55% en el tercer trimestre de 2012 y suman 817,1 millardos de euros. El aumento es consecuencia del mayor endeudamiento de la administración central, la cual se ha incrementado 2,24% y suma 695,5 millardos de euros. En términos absolutos, Cataluña es la comunidad más endeudada con 45,7 millardos de euros.

Dentro de las medidas que adoptó el gobierno de Rajoy en 2012 para reducir el déficit fiscal está el incremento del impuesto al valor agregado (que produce ingresos inmediatos al fisco) de 18% a 21% y la conservación del de productos prioritario en 10% y 8%. Igualmente se decretó un recorte del subsidio al desempleo a partir del sexto mes de 60% a 50% y una reducción de 600 millones de euros (737 millones de dólares) en las partidas de gastos de los ministerios. Se decretó la liberalización y privatización de los servicios asociados al transporte ferroviario, portuario y aeroportuario unido a un recorte o eliminación de empresas públicas en el ámbito local. El Gobierno también ordenó un recorte de un punto en las cotizaciones sociales en 2013 y un punto adicional en 2014.

Goldman Sachs pronosticó a finales de 2012 que España afrontará un largo periodo de recesión del que no saldrá hasta 2015, “ya que al impacto negativo de los procesos de consolidación fiscal y desendeudamiento privado se suma ahora también la incertidumbre que pesa sobre Francia y Alemania, lo que hará caer 1,3% el producto interno bruto este año y agravará el desplome hasta 1,7% en 2013, prolongando la contracción económica en 2014, cuando la actividad bajará 0,2%”.

$4,6 millardos de euros para el Tesoro
La emisión que estuvo a punto de fracasar

El 5 de febrero de 2013 el Tesoro Público de España logró superar una de las más difíciles pruebas de los últimos tiempos, luego de salvar la subasta de bonos y captar 4,6 millardos de euros, sin embargo, el riesgo país subió a 381,1 puntos básicos. La razón fue el escándalo de corrupción en la administración pública, lo que hizo dudar a los inversionistas sobre la capacidad de que el gobierno de Mariano Rajoy pudiera afrontar la crisis económica. No obstante, la República debió pagar mucho más para poder mantener la emisión.

El primer bono a dos años tuvo una tasa de interés (cupón) de 2,823% y el de cinco años de 4,123%. El título con vencimiento en 2029 tiene una rentabilidad de 5,787%.

El dato

Los documentos manuscritos publicados por el diario El País y atribuidos al ex tesorero Luis Bárcenas, apuntan a una presunta contabilidad paralela en el Partido Popular entre los años 1990 y 2008 para donativos ilegales de empresas, así como el pago de sobresueldos a líderes del partido, incluido el propio Mariano Rajoy. “Rajoy afronta ahora al reto de convencer de que esas anotaciones de Bárcenas son mentira”, señaló el diario británico Financial Times.

La cifra
47 puntos es el Índice de Gerentes de Compras de Markit, que mide el crecimiento sobre la contracción en las empresas de servicios. Esto significa que la economía continúa en recesión y los despidos en aumento. El mínimo aceptado en el índice es 50 puntos.