• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

“El aumento de salario es una limosna, una burla del presidente”

Consumidores consultados en las colas, creen que el aumento es insuficiente | Foto: Williams Marrero

Consumidores consultados en las colas, creen que el aumento es insuficiente | Foto: Williams Marrero

Consumidores consultados en colas de supermercados del este de Caracas afirmaron que sueldo mínimo no cubre alza de precios 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Fredy Celis trabaja en ventas por lo que está acostumbrado a sacar cuentas. Rápidamente calculó que el incremento de 15% del salario mínimo, a partir del 1° de febrero, anunciado  por el presidente Nicolás Maduro representa 5.622,47 bolívares al mes. Lo que equivale a 733,36 bolívares adicionales, dijo.

“Es una limosna, una burla del presidente para con los trabajadores. Este monto es irrisorio, se lo comerá la inflación y lo que ocasionará es que suban más los precios de los productos para poder pagar la nómina”, señaló.

Otros consumidores que se encontraban haciendo cola en supermercados del este de Caracas para adquirir productos regulados, coincidieron con Celis. “Ese aumento es una limosna, no alcanza para nada. Un kilo de carne cuesta 350 bolívares y el pescado pasa de 450”, señaló Zulay Molina.

Rosalinda Álvarez trabaja en cobranza y al ser consultada sobre el aumento de sueldo se echó a reír. Al rato dijo: “Yo pagué 400 bolívares por un almuerzo casero, y para llevar”.

Rubén González, asesor de una agencia de viajes, indicó: “Dios proveerá’. Ese incremento no tiene ningún impacto porque todo está carísimo. No representa ayuda alguna en el presupuesto familiar”, manifestó.

En está ocasión ninguna de las personas consultadas en las colas expresó satisfacción por la medida. Todo lo contrario, se mostraron indignados por los escasos recursos que destinó el Ejecutivo para los trabajadores.

Aunque en enero de 2014 el incremento del salario mínimo fue de 10% y se situó en 3.270 bolívares al mes, la canasta alimentaría familiar costaba 4.151 bolívares. Ahora, según el Cendas-FVM, por los alimentos se debe pagar 17.230,42 bolívares.

Gasolina, casas y bono. La consultora en ingeniería industrial Mariángel Balza, que se encontraba también en una cola, aseveró que su gasto básico diario asciende a 100 bolívares y los destina al pago del pasaje ida y vuelta a Guatire y una botella de agua.

Dijo que un posible incremento en el precio de la gasolina no le preocupa porque no tiene carro y el transporte público en el que viaja todos los días usa gasoil.

A otras personas consultadas no les angustia que se vaya a discutir el alza del precio del combustible. “Ya eso lo tienen cuadrado, pero parece que les da miedo decirlo”, indicó un transeúnte.

Fernando Medina, administrador, añadió que el anuncio más importante fue que se construirán 400.000 viviendas este año. “Vivo con mi pareja arrimado en casa de mi suegra y estamos esperando a nuestro primer hijo. Necesitamos un espacio para nosotros y que se esté planificando hacer más apartamentos me da una esperanza”.