• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Tipo de cambio flexible regirá en el Sicad II

Se han visto afectados los tiempos de liquidación de divisas | Foto Archivo

Se han visto afectados los tiempos de liquidación de divisas | Foto Archivo

El  gobierno busca la manera de bajar la cotización del dólar paralelo liberando el mercado de compra-venta

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El gabinete económico desestimó el uso de bandas y topes en el Sicad II y optó por establecer una tasa cambiaria flexible que se mueva de acuerdo con la oferta y la demanda.

Fuentes extraoficiales confirmaron que la intención del ministro de Planificación, Jorge Giordani, de colocarle un techo a la tasa del Sicad II no convenció al resto del gabinete, pues podría más bien ser contraproducente para el objetivo principal que es disminuir el tipo de cambio en el mercado paralelo.

Asimismo, se había planteado en un primer momento escoger a los sectores que podrían participar en ese mercado abierto, pero luego la idea fue descartada, pues también podría afectar la tasa paralela.

El mayor inconveniente que tiene el gobierno es la liquidez monetaria, cuyo récord es de más de 1,2 billones de bolívares y temen que la demanda sea tan grande que no pueda cubrirse, señala una de las fuentes.

El gabinete económico estudia la manera de que el nuevo mercado cuente con una oferta suficiente, siendo una de las opciones una nueva emisión de bonos de Pdvsa tomando en cuenta además que en los últimos días el mercado internacional ha considerado que la nueva Ley del Régimen Cambiario y sus Ilícitos es una flexibilización de control de cambio y un mecanismo que puede contribuir a oxigenar una economía de alta inflación y fuerte escasez.

Las cotizaciones de los papeles de la República y de la petrolera estatal se han recuperado hasta tres puntos en promedio luego de que la firma Barclays Capital decidió subir la calificación crediticia de Venezuela y recomendó la compra de títulos.

Se espera que el nuevo Convenio Cambiario sea anunciado después del asueto de Carnaval para que el mercado pueda abrir en la segunda quincena de marzo.