• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Pequeños comercios tienen poco inventario de juguetes

Los padres gastan entre 3.000 y 5.000 bolívares en la compra de los pedidos de los niños para Navidad | Leonardo Noguera

Los padres gastan entre 3.000 y 5.000 bolívares en la compra de los pedidos de los niños para Navidad | Leonardo Noguera

El incremento en el volumen de ventas compensó la rebaja de entre 30 y 50% en los precios

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Encargados de pequeñas jugueterías, situadas en el este de Caracas, aseguraron que cuentan con poco inventario para la última quincena de la temporada navideña, época que tradicionalmente era la de mayor comercialización del sector. Señalaron que con la rebaja de precios de entre 30 y 50%  impuesta por el gobierno, los clientes adelantaron sus comprar para noviembre y se llevaron la mayor parte de  la mercancía.

"La medida disparó la demanda de juguetes antes de diciembre y se compenso con el volumen de unidades vendidas la rebaja de los precios", dijo Humberto Pereira encargado de una juguetería en El Marqués.

Agregó que los proveedores despacharon mercancía hasta el pasado viernes. Sin embargo, entregaron menos de la mitad de lo que se les pedía porque tampoco contaban con variedad de productos. Advirtió que durante los primeros meses del año se acentuará la escasez  y no habrá diversidad en la oferta porque entre 85% y 90% de los juguetes que existen en el mercado venezolano son importados y no se están realizando compras en el extranjero por falta de divisas.

En la puerta de otra tienda de juguetes ubicada en Boleíta hay un letrero en el que se señala: “No hay bicicletas, patinetas, ni consolas de video juegos. Sólo se permite adquirir 4 juguetes por personas”. La tienda, que forma parte de una cadena de jugueterías, está surtida pero de adornos navideños. Una vendedora dijo que del almacén general les despachan un poco de mercancía cada día, sin embargo, que no son los juguetes de moda. “La muñeca Cicciobello, que es la más solicitada por los padres, está agotada hace tiempo”, afirmó.

 Yumaira Añangure, gerente de una tienda situada en el Unicentro El Marqués aseguró que el volumen de unidades vendidas en noviembre se incrementó 80% con respecto a la misma fecha de 2012. La cantidad de juguetes comercializada, a pesar de 35% de descuento ordenado por el Ejecutivo, generó un aumento en las ventas que paso de un millardo de bolívares en 2012 a tres millardos de bolívares este año.

“Los clientes se llevaban uno o dos juguetes pero cuando llegaban a pagar a la caja y le decíamos que tenían e 35% de descuento se devolvían a los anaqueles y agarraban tres muñecos más”, relató

Dijo que el pasado fin de semana cayeron las ventas por falta de productos, en stock pero las expectativas para el sábado 21 son mejores. Recibió ayer 1.400 juguetes con lo que atenderá la demanda de última hora.  

En otra tienda, situada en Los Ruices,  se observó estantes vacíos en todos los pasillos. Sólo estaban reponiendo los peluches. Entre los trabajadores hay incertidumbre acerca de los que pasará cuando se termine el inventario porque no lo están restableciendo.

 “Las ventas en unidades se dispararon el mes pasado pero esta semana cayeron por falta de variedad de productos, aunque se mantiene 50% de descuento, de acuerdo con el decreto presidencial”, dijo una persona del departamento de ventas.

Relató que los padres gastan entre 3.000 y 5.000 bolívares en la compra de los pedidos de los niños para Navidad. Expresó que también están atendiendo a los consumidores el domingo desde las 9:00 am hasta las 6:00 pm.

Los preferidos en el mercado

Los consumidores relatan que conseguir el juguete deseado significa recorrer varias tiendas. “Mis hijas quieren las muñecas Mounster High, pero he visitado tres tiendas y no las consigo. Opté por la Barbie fashionista que tiene una apariencia muy particular”, contó Flor Martinez.

Una vendedora refirió que las Barbies siguen siendo una opción para regalar. Dijo que hay variedad de diseños de acuerdo con el gusto de cada niña y los precios van desde 350 bolívares en adelante. “Las princesas, Rampunzel, Bella Durmiente, Sirena y Long Hair están entre las más buscadas".

Las niñas entre 3 y 5 años de edad piden la Cuchi Cuchi, que cuesta 2.800 bolívares, o la Ballena Splash, que tiene un precio de 978 bolívares, indicó el vendedor de otra juguetería.

Los varones prefieren el Insector. Se trata de un carro a control remoto que cuesta 3.700 bolívares, la segunda opción es La Bestia con un precio de 4.999 bolívares.

A los más pequeños les compran las pistas de Hot Weels que cuestan entre 1.199 y 1.399 bolívares en una juguetería situada en Los Ruices.