• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Moody’s: Gobierno no hará ajuste económico

La calificadora afirma que el riesgo principal es la paralización administrativa y que se produzca mayor inestabilidad social 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La calificadora de riesgo Moody’s advierte que el gobierno no hará un ajuste al marco macroeconómico en el corto o mediano plazo y que si lo hace será “mínimo” debido al “costo político dentro del contexto de un creciente descontento popular”.

Asegura que cualquier ajuste de la tasa cambiaria dependerá en gran parte del cálculo político que haga el gobierno después de las elecciones. “El riesgo principal de lo que probablemente suceda en el ambiente político, que se torna más polémico, es la paralización administrativa y mayor inestabilidad social”.

La firma indica que un factor que incrementa el riesgo tiene relación con los esfuerzos de la oposición para minar al gobierno, lo que evidentemente también pesará en la voluntad de pago de la deuda soberana.

Agrega que los resultados de las encuestas más recientes sugieren que la oposición puede ganar la mayoría simple en las elecciones del 6 de diciembre. Sin embargo, señala que las reglas electorales y la composición de los distritos de votación podrían afectar los resultados y evitar que la oposición obtenga las dos terceras partes del Parlamento, es decir, la mayoría calificada. Añade que es esa mayoría precisamente la necesaria para llevar a cabo cambios institucionales significativos y la aprobación de ciertas leyes.  

Moody’s dice que el gobierno podría impulsar ajustes significativos a las actuales políticas económicas, aunque lo considera poco probable dado que la oposición podría ganar la mayoría calificada en la AN y luego conseguir un triunfo en las elecciones presidenciales a través de la vía del referéndum revocatorio o al final del mandato del presidente Nicolás Maduro.

Sostiene que la implementación de medidas económicas a la fuerza para corregir los desbalances acumulados a lo largo de los años “probablemente aumentarían el stress económico” y crearían un prospecto crediticio para Venezuela más complicado ante la ausencia de ayuda externa sustancial.​