• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Yván Gil: Finanzas de Agropatria están perfectas

Yván Gil | Foto: Katiuska Hernández

Yván Gil | Foto: Katiuska Hernández

El viceministro de agricultura asegura que este año crecerá la producción de maíz entre 20% y 30%

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A menos de un mes para que se cumplan dos años de la expropiación de Agroisleña, Yván Gil, presidente de Agropatria y viceministro de Agricultura, afirma que la empresa comienza a dar sus frutos y afirma que hasta han dado ganancias y aportes al fondo de eficiencia socialista.

Indicó que aún no se ha pagado por completo los 300 millones de dólares entregados por el Ejecutivo para financiar la empresa. “Eso forma parte de un cronograma de pago que se está cumpliendo”, aseguró.

–¿Cómo va el proceso de exportación de insumos?

–Se inició con la venta de 56.000 litros de glifosato a Uruguay, que son parte de las exportaciones que estamos haciendo también para otros países como Cuba. A diferencia de lo que hacía Agroisleña, que exportaba a otros países, nosotros estamos entrando de lleno al mercado de compra de insumos agrícolas más grande del mundo, que es el Mercosur.

–¿Por qué exportar si los productores denuncian fallas de insumos en el país?

–A las pruebas me remito. Los precios de las hortalizas han caído, entonces ¿por qué los que critican no se preguntan con qué insumos se produjeron todas esas hortalizas que han hecho que los precios bajen? También tenemos buena siembra de cereales y en este momento estamos suministrando al mercado 70% de los agroquímicos y semillas. Con Pequiven logramos distribuir 80% del fertilizante que se usa en el país, no hay escasez.

–A comienzos del año el Gobierno entregó 300 millones de dólares para financiar Agropatria. ¿Ya se pagaron?

–Eso forma parte de un cronograma de pago que se está cumpliendo. El pago depende de cómo se ha hecho el desembolso para la compra de materia prima.

–¿Cómo está el desempeño financiero de Agropatria?

–Agropatria tiene finanzas perfectas y se han hecho aportes al Gobierno. Hace unos meses se entregaron, por concepto de ganancias, 1.400.000 bolívares al Fondo de Eficiencia Socialista. Y ya la empresa comienza a dar sus frutos, aunque siempre ha estado bien.

–Denuncian el cierre de tiendas, por ejemplo en Turén.

–Eso es otra mentira más. Esa tienda en Turén no se ha cerrado. Lo que sucede es que estamos instalando un nuevo sistema de facturación y se montó primero en la tienda que tiene sede en la empresa socialista Pedro Camejo, en Portuguesa, y mientras se instala, operará allí, pero nunca se ha cerrado.

–¿Por qué Agropatria facturaba con el nombre de Agroisleña?

–Todo eso es parte del proceso de transición en el que ha estado la empresa hacia la nueva socialista.

–¿Cómo va el proceso de negociación con los dueños de Agroisleña?

–No está previsto una empresa mixta, pero el Gobierno está en conversaciones para pagar.

–En octubre se cumplen 2 años de la expropiación de Agroisleña

–Hemos tenido una gestión positiva: Agroisleña tenía una cartera de clientes de 87.000, mientras que Agropatria atiende a 400.000, hemos multiplicado por 5 la atención. También se aumentó 20% la distribución de insumos con menores precios, lo que genera mayor demanda. En la mayoría de los rubros estamos vendiendo 40% por debajo del mercado privado y en algunos estamos 60% por debajo.
 
Balance agrícola

–¿Se denuncia que el Gobierno importa 600.000 quintales de café?

–Eso es totalmente falso. Tenemos contabilizada la producción. La Corporación Venezolana del Café compró, entre 2010 y 2012, más de 2 millones de quintales de café, lo cual está en los balances de la empresa. También las pequeñas y medianas torrefactoras han comprado entre 300.000 y 350.000 quintales de café y es perfectamente auditable esa cifra. En algún momento nos vimos en la necesidad de importar cantidades de café, pero ha sido entre 15% y 20% del total del consumo y eso en épocas en las que las lluvias dañaron la cosecha nacional. Pero este año será una buena cosecha y esperamos no tener necesidades de importar café.

–Los productores rechazan el aumento de precios del café y dicen que es insuficiente, pedían 2.200.

–Ese costo que se fijó esta semana es producto de un análisis que se hizo con los propios caficultores. Desde marzo de este año y por dos meses la Corporación Venezolana del Café realizó asambleas con los productores y calcularon que los precios estaban en el monto de 1.600 bolívares fijado por el Gobierno. Siempre hay sectores que quieren más, pero este precio se ajusta a los costos de producción.

–¿Subirá el precio del café molido al consumidor?

–No se justifica el aumento porque apenas está saliendo la cosecha. Se evaluará después.

–¿Cuál es el balance de la cosecha de arroz y maíz hasta ahora?

–Las expectativas son bastante positivas. En arroz arrancó la cosecha a mediados de agosto y en maíz se inició esta semana. Aspiramos un cumplimiento de la meta, aunque en Guárico se retrasó la siembra por las lluvias. Hay más de 200.000 hectáreas sembradas en Portuguesa y podemos hablar de un rendimiento húmedo de más de 5 toneladas por hectárea. Se espera cosechar 900.000 toneladas entre maíz blanco, el 60% y el resto amarillo en esa región. Este año con toda seguridad crecerá entre 20% y 30% la producción de maíz con respecto al año pasado.

Subió producción de leche

El viceministro Yván Gil señaló que se ha mantenido un crecimiento sostenido en la producción de carne bovina y leche. “Este año esperamos cerrar en cerca de los 3 mil millones de litros de leche de producción nacional”, aseguró.

Indicó que en todo el sector pecuario, que incluyen porcinos, avícolas y bovinos, han crecido anualmente entre 8% y 10%. La producción de pollo se ubicará en 1,25 millones de toneladas y la de cerdo en más de 249.000 toneladas. “Hemos diversificado la fuente de proteína animal y el consumo también se ha elevado”.

En el caso de leguminosas, dijo que se espera una producción de 70.000 toneladas para cubrir parte del consumo que se calcula en 120.000 toneladas anuales. “Los rendimientos de caraotas todavía son bajos, están entre 600 y 800 kilos por hectárea, pero podemos llegar a 1.200 kilos por hectárea si se mejora la tecnología”, expresó.