• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Feria del pescado no satisfizo al público

Dijeron que había poca variedad de frutos del mar y los precios no eran tan bajos  

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Feria Socialista del Pescado realizada en la Plaza Caracas ayer estuvo muy concurrida, pero la oferta de productos no dejó satisfechos a los consumidores.

A las 7:30 empezaron a atender las dos filas de compradores que bordeaban la plaza. Una era de personas con discapacidad y de tercera edad, la otra era para el resto de los compradores. Algunos de ellos dijeron que habían llegado a las 4:00 am.

Aunque en la lista de precios exhibida en la entrada a la feria se podían contar 13 opciones de pescados y 3 de mariscos, en los 3 toldos en los que despachaban la mercancía, contenida en cestas de plástico, a las 11:00 am solo quedaba cazón, entre 1.000 y 1.400 bolívares el kilo, bagre rayado a 1.400, y bagre dorado a 1.800. También se podía adquirir cachama a 1.800 bolívares el kilo, pepitona a 650 y guacuco a 700 bolívares.

“Pase seis horas en la cola y solo me estoy llevando un kilo de cazón y un kilo de guacuco porque no hay variedad”, contó Bricmar Astudillo, vecina del 23 de Enero que se encontraba allí desde las 6:30 am.

Señaló que se ahorró apenas 400 bolívares. “No es tan barato. Me gasté 2.100 bolívares y en Quinta Crespo por eso mismo habría pagado 2.500 bolívares. No vale la pena”, aseguró.

Gladys Espinel, otra consumidora, contó que acudió a la feria para comprar sardina debido a que “el Omega 3 es bueno para bajar el colesterol”, pero cuando llegó su turno ya se había acabado.

Ramón Blanco, vecino de la avenida Libertador se desplazó hasta la feria aunque andaba en muletas. Lamentó que el efectivo que llevaba le alcanzó solo para pagar por un kilo de guacuco porque no había punto de venta. “Perdí mi tiempo y esfuerzo”, expresó.

El pescado provenía de Güiria y Carúpano, estado Sucre; Cabruta, estado Guárico; Higuerote, estado Miranda, y Vargas, dijeron los vendedores.

Los pescadores artesanales indicaron que la venta continuaría mañana, pero habría menos variedad. Al lado de la feria vendían verduras, hortalizas y artículos de charcutería. Sin embargo, muy pocas personas estaban comprando.