• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Favenpa pone en duda incorporar 50% de partes nacionales en carros ensamblados

La producción promedio de Venirauto no supera 4.000 carros anuales / Alveiro Bolívar

Omar Bautista, subrayó que el gremio de la industria automotriz pone en duda la materialización de la política establecida en cuanto a la incorporación de un 50% de partes naciones en los vehículos ensamblados / Alveiro Bolívar

El presidente de la Cámara de Fabricantes Venezolanos de Productos Automotores (Favenpa), Omar Bautista, subrayó que el gremio de la industria automotriz pone en duda la materialización de la política establecida en cuanto a la incorporación de un 50% de partes naciones en los vehículos ensamblados

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Bautista reportó que ha habido una caída de 40% desde el año 2007 en materia de abastecimiento de las piezas automotrices nacionales. También señaló que esto pudiera haberse evitado al crear un programa hace cinco años que uniera en un conjunto la parte de distribución y ensamblaje.

El Presidente de Favenpa señaló que a finales de mayo se registró una deuda total de 220 millones de dólares, de los cuales cerca de 190 millones de dólares son solicitudes de liquidación que tenían en promedio 150 días de retraso.

"A raíz de las mesas técnicas activadas en el sector oficial, las cuales aplaudimos por ser el escenario ideal, durante los primeros quince días de junio se ha recibido una cantidad importante de divisas. Pedimos que se mantenga la continuidad en el mantenimiento de divisas par que la industria pueda reactivarse y mantenerse", declaró.

Bautista manifestó que el sector automotor está preocupado por la disminución de la producción y la dificultad en la adquisición de divisas para cumplir con empresas que les suministran materiales. "Las obligaciones tienen un tiempo bastante largo y muchos han decidido cancelar los nuevos despachos de materiales hasta tanto no reciban el pago de la mercancía despachada con anticipación", comentó.