• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Falta de planificación incide en fallas de mantenimiento

Los ingenieros José Aguilar, Miguel Lara y Jesús Pacheco coinciden en que la ineficiencia del sistema afecta el desarrollo de la nación 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La falta de políticas para la planificación del mantenimiento del sistema eléctrico que protege a Caracas está en la raíz de la causa de su deterioro, lo cual aumenta la posibilidad de apagones en la capital, como el ocurrido el 27 de junio, el tercero en nueve meses, así concluyen los expertos consultados por el informe elaborado por la Dirección de Fiscalización de la Corporación Eléctrica Nacional –Corpoelec-, y publicado por El Nacional la semana pasada, que registra las fallas de mantenimiento para la capital. El “blindaje para Caracas”, prometido desde 2009 por el Ejecutivo, ha resultado fallido, afirman. 

“La situación descrita en el informe, el cual señala que 79% de la energía que se produce para Caracas, puede ser peor”, indica Miguel Lara, ex director del Centro Nacional de Despacho. Explica que varias de las plantas allí reseñadas deben operar con gas. Sin embargo, como Pdvsa no tiene la disponibilidad, funcionan con combustibles líquidos. “Los fabricantes de esas unidades recomiendan que los plazos de los mantenimientos se adelanten de ser así. Los fiscales que elaboraron el informe son enfáticos en señalarlo”.

El cambio en la fuente energética para las plantas, genera deterioro, coincide José Aguilar, experto internacional en sistemas eléctricos. “Ese es el talón de Aquiles de Corpoelec y Pdvsa: tener que quemar diesel ante la ausencia de suficiente gas empeora el cuadro porque asegura una carga creciente para el mantenimiento. Es un desafío muy grande para el modelo de gestión imperante, que se caracteriza por la incapacidad, impericia y corrupción”.

Aguilar agrega que “no es grato saber”, a partir del informe, que 13 de las 31 turbinas instaladas en la región capital no son nuevas (37%). “Sobre todo si tomamos en cuenta que esas 13 han sido incorporadas entre 2010 y 2013 con los decretos de emergencia eléctrica. Es decir, 68% de estos equipos vinieron del mercado secundario y sabemos que se vendieron a precios mayores que nuevos”.


Riesgo. Aguilar, que ha supervisado mantenimientos en diversas partes del mundo, apunta que el documento genera preguntas: “¿De qué vale tener regulaciones si no se cumplen? ¿Quién manda más, el Ministerio de Energía Eléctrica o Corpoelec? Si el ministerio no puede o no quiere regular a Corpoelec, entonces es una organización inviable”.

Jesús Pacheco, profesor de la Universidad Simón Bolívar, hace énfasis en la responsabilidad legal de Corpoelec, que es el prestador del servicio eléctrico según la Ley Orgánica del Servicio y Sistema Eléctrico. “El artículo 17 dice que al Ejecutivo nacional, a través del Ministerio de Energía Eléctrica, le compete la formulación de políticas, la planificación y el ordenamiento del sector. Pero las autoridades no han establecido políticas energéticas claras y en algunos casos existen contradicciones”.

Concluye diciendo que la ineficiencia del área implica un riesgo para la seguridad de la nación. “Sin energía suficiente no hay agua, empleos, calidad de vida, desarrollo y todo aquello necesario para que la población pueda subsistir con dignidad”.