• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Exportaciones de Latinoamérica y el Caribe se desaceleran por crisis mundial

Logo de Cepal | Cepal

Logo de Cepal | Cepal

Se prevé que las ventas regionales al exterior crezcan sólo 4% en 2012, afectadas por la recesión en Europa y menor crecimiento en Estados Unidos y China

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En su informe anual, Panorama de la inserción internacional de América Latina y el Caribe 2011-2012, el organismo de Naciones Unidas señala que la actual recesión en la zona euro, el escaso dinamismo económico en Estados Unidos y Japón, y la moderación del crecimiento en China y otras economías emergentes afectarán al comercio de la región, que mostrará en 2012 cifras que en promedio se sitúan cerca de 20 puntos porcentuales por debajo de las tasas de expansión registradas el año pasado.

Se prevé que en 2012 el valor del comercio exterior de México y Centroamérica crezca por sobre la media regional (7,3% en exportaciones y 5% en importaciones), en tanto que América del Sur se ubicaría por debajo (1,1% y 3,2%, respectivamente). Los países del Caribe registrarían caídas en su intercambio comercial (-0,7% en las exportaciones y -2,1% en importaciones), lo que se explica por sus mayores vínculos con la Unión Europea.

Según la CEPAL, América Latina y el Caribe es la región del mundo que experimentó el mayor crecimiento del volumen exportado en el último trimestre de 2011 y en los primeros cuatro meses de 2012, en un contexto mundial de desaceleración del comercio. Sin embargo, la crisis europea y la aversión global al riesgo han afectado su desempeño exportador en los meses posteriores.

Esta desaceleración ha afectado a los intercambios con todos los principales socios comerciales de la región, especialmente a las exportaciones dirigidas a la Unión Europea, que cayeron 5% en el primer semestre de 2012 con respecto a igual período de 2011. El débil desempeño de las exportaciones a la Unión Europea se mantendría para el  año completo, aunque habrá diferencias entre subregiones (países de la Comunidad del Caribe -19%; América del Sur -7%; México y Centroamérica 16%).

En el mediano plazo, el informe anticipa que las naciones en desarrollo seguirán como el motor de la economía y el comercio mundial, aunque se desacelerarán. “Por ello, la CEPAL recalca que para elevar  el  crecimiento  potencial futuro es necesario realizar un esfuerzo especial  en  aquellos  desafíos de la oferta productiva que aún persisten: productividad,   innovación,   educación,   infraestructura,   logística  y transporte”, señaló Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva del organismo, en la presentación del documento.

Estos temas, junto a la necesidad de que la región avance por el camino del crecimiento con igualdad y sostenibilidad ambiental, fueron presentados recientemente en el documento Cambio estructural para la igualdad. Una visión integrada del desarrollo, que la CEPAL lanzó en su trigésimo cuarto período de sesiones, realizado a fines de agosto en El Salvador.

En medio de la actual incertidumbre internacional, la CEPAL prevé que el valor de las exportaciones totales de la región continuará aumentando durante el próximo trienio, aunque a tasas menores a las registradas en años anteriores (5% anual entre 2013 y 2015, versus 20% anual en promedio durante la segunda mitad de la década pasada).

En este ámbito la CEPAL advierte sobre las oportunidades y desafíos asociados a la fuerte presencia de los productos básicos en la canasta exportadora regional, en especial en los países de América del Sur. Entre ellos destaca la necesidad de promover procesos de innovación, competitividad, internacionalización de empresas y mayor presencia en cadenas de producción más amplias, así como la incorporación creciente de las pequeñas y medianas empresas (pymes) al proceso productivo de las exportaciones, el potenciamiento de las relaciones comerciales intrarregionales, y la profundización de los vínculos con China y Asia Pacífico.

Desafíos para la región

En su informe, la CEPAL indica que América Latina y el Caribe continúa exhibiendo bajos niveles de comercio intrarregional y de integración productiva. Pese a que más de 50% de las exportaciones de bienes intermedios (excluido México) se dirigen a la propia región, el peso de estos productos en las exportaciones intrarregionales solo alcanza a 10%.

Se destacan otras insuficiencias del desempeño exportador de la región. Por ejemplo, el porcentaje de empresas exportadoras en el total de empresas es inferior a 2% en la mayoría de los países de la región, e inferior a 1% en muchos de ellos.

Por otra parte, el primer percentil de las empresas exportadoras concentra una proporción igual o superior a 70% de los envíos totales en la mayoría de los países de la región. Asimismo, predominan las empresas que venden un solo producto a un solo mercado.