• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Embalse de Guri pierde cada día 10 centímetros de agua

Represa de Guri | Foto: Saúl Rondón

Represa de Guri | Foto: Saúl Rondón

El ingeniero José Manuel Aller recuerda que los meses de lluvia tradicionalmente en la región guayanesa son junio, julio y agosto

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En la Corporación Eléctrica Nacional hay temores de que el embalse de Guri tenga un descenso en su cota de agua similar a la que tuvo en 2010, si se toma en cuenta que en el primer trimestre del año registra un promedio de descenso diario de 10 centímetros.
Reportes de Corpoelec indican que desde diciembre hasta marzo se ha registrado un descenso de más de 10 metros. Actualmente tiene una profundidad de 262 metros sobre el nivel del mar y si bien distante de considerarse crítico pero hay temores de que continúe el descenso en caso de que la temporada de lluvias no comience en abril.
Técnicos de la corporación explican que la cota de Guri en 2010 alcanzó un mínimo de 248 metros sobre el nivel del mar a principios de mayo, medida que se consideró alarmante en vista de que el nivel crítico es de 240 metros para que las turbinas de las centrales hidroeléctricas Simón Bolívar, Caruachi y Macagua registren problemas en su funcionamiento.
El ingeniero José Manuel Aller, docente de la Universidad Simón Bolívar, explica que la reducción que se viene registrando es normal en la época de sequía y más bien denuncia que en el Gobierno hay la pretensión de utilizar la sequía para ocultar ineficiencias.
“Hace tres años los funcionarios de Corpoelec mintieron al culpar la falta de lluvia de las interrupciones del servicio y del racionamiento efectuado en esa oportunidad y eso se hizo para ocultar la falta de mantenimiento y los retrasos en la inversión”, expresó Aller. “En mayo deberían comenzar las primeras lluvias en la región y básicamente la acumulación de agua ocurre en los meses de junio, julio y agosto”, agregó.
Los reportes de Corpoelec señalan que entre enero y marzo de este año, la cuarta parte de la capacidad de las represas de Guri no está operando por fallas en las turbinas, falta de mantenimiento y retrasos en los proyectos de inversión.
Al menos 2.464 megavatios no se pueden añadir al sistema de generación eléctrica del país por las turbinas que no están funcionando.