• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Cipriana Ramos: “No se lograron las metas a pesar del plan de nacionalización de mercancía en diciembre”

Cipriana Ramos | Foto: Omar Véliz

Cipriana Ramos | Foto: Omar Véliz

Reducir la permanencia de los buques en la bahía y los tiempos de nacionalización de mercancía requiere de sinergias entre todos los actores involucrados en el proceso, afirmó presidenta de Fedecámaras Vargas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los puertos comerciales marítimos de Venezuela tienen medio siglo en las mismas condiciones estructurales, aseguró la presidenta de Fedecámaras Vargas y coordinadora de la Comisión de Aduanas y Asuntos Portuarios Cipriana Ramos. Indicó que en estos momentos 70% de los productos que se consumen en el país son importados y la cantidad de contenedores a despachar se ha elevado de forma colosal. Bolivariana de Puertos acomete obras de modernización en los espacios del puerto de La Guaira, en 33% de sus espacios, lo que ha generado caos al reducir los canales de movilización de mercancía.

Afirmó que el tema de la eficacia en el reconocimiento de la carga, el pago y nacionalización de mercancía para erradicar los retrasos de despacho y el colapso portuario va más allá de la reconstrucción de edificios y vías de acceso. Se requiere de una sinergia entre todos los actores que hacen vida en el puerto, además de maquinaría para descargar los contenedores y en particular menos burocracia y discrecionalidad de los funcionarios.

 “Contamos con el sistema de declaración electrónica de aduana Sidunea World que permite que la mercancía sea despachada a las 2 horas, pero está saliendo a los 45 días, porque es utilizado a discrecionalidad de los funcionarios de Bolipuerto. No se lograron las metas a pesar de la implementación de un plan de nacionalización de mercancía en diciembre y aún enfrentan dificultades para minimizar la permanencia de los buques en bahía y los tiempos inherentes a la cadena que da paso a la nacionalización y salida de mercancías con destino a cualquier lugar del país”, dijo.

Agregó que: “Entre el ingreso y la llegada del barco al muelle se van 15 días, entre el acopio en el muelle y la llegada a los almacenes transcurren 15 días más. Luego que tienen la mercancía en los almacenes reciben el acta de recepción y es cuando el agente aduanal puede hacer el reconocimiento electrónico. Durante todo ese tiempo hay personal operativo del agente aduanal y del consolidado detrás de los contenedores, todo el día esperando”.

-¿Cuáles han sido las consecuencias de la centralización de los puertos comerciales del país en Bolivariana de Puertos?

-Es un reflejo del sistema de Gobierno que se está implementando en el país en el que prevalece el control centralizado. Los problemas en los puertos no son nuevos, no vamos a decir que de 3 años y 10 meses para acá que Bolipuertos se hizo cargo de la administración de los espacios físicos portuarios la situación ha empeorado, porque nunca hubo una organización. Lo que sucede es que tenemos un incremento significativo en las importaciones nunca antes visto. Tampoco puedo decir que las autoridades han atendido la contingencia de manera eficiente, porque en ese caso ya se habrían sentado con nosotros. Les hemos dicho cuál es el mecanismo para liberar los puertos y no lo han hecho.

-Las autoridades de Bolipuerto han informado que realizan mesas de trabajo con las líneas navieras, ¿se reúnen con ustedes que representan a los comerciantes?

-Hace 7 meses nos reunimos con el viceministro para Transporte Acuático y Aéreo, Pedro Miguel Castro y le dijimos que si el retraso en la nacionalización de la carga no era responsabilidad de los importadores por qué teníamos que pagar el almacenaje. Eso no fue tomado en consideración. El importador no puede retirar su mercancía en el tiempo establecido por dificultades operativas de los puertos, pero tiene que asumir los costos de su permanencia allí. Bolipuertos implementó un operativo especial y no se sentó con todos los involucrados: importadores, líneas navieras, agentes de carga, agente aduanal, oficinas bancarias, transporte y custodia. Solamente le dio indicaciones a los organismos gubernamentales como el Seniat, Cadivi y a la Guardia Nacional, Capitanía de Puertos, antidrogas, Insai y Contraloría Sanitaria. Necesitamos llegar a acuerdos sobre mecanismos que permitan el despacho oportuno y rápido de la mercancía para que no se prolongue el caos que se está viviendo.

-¿Cuáles son las propuestas que ustedes le han hecho a Bolipuertos?

-Sugerimos la adecuada implementación y confianza en el sistema electrónico Sidunea World, herramienta que le permite a las autoridades conocer el perfil e historial del importador. Si lo compaginan con tributos internos más rápido lo obtienen porque es el mismo Seniat. La mayoría de los importadores del país son gente seria con trayectoria, hasta ahora no han encontrado contrabando ni irregularidades, a que le temen. Si los controles le están indicando que la carga esta llegando conforme a la ley, por qué no aplican el sistema. Cuando el canal de selectividad sea verde saquen la mercancía de los muelles y agilizamos la nacionalización. Recomendamos confianza en la información que ofrece el sistema que además es verificable.

-¿Qué opinión le merece que la asesoría para la modernización de los puertos comerciales del país venga de Cuba?

-Creo que en Cuba no hay la experticia y el conocimiento en construcción de puertos, vasta con ver los suyos para darse cuenta que poco pueden opinar en la materia. Otra cosa sería si ese asesoramiento viniera de Panamá, el gran centro de acopio de Latinoamérica.

- ¿Qué necesitan los puertos venezolanos para la entrada al Mercosur?

-No tenemos producción para comercializar fuera de nuestras fronteras, ni tampoco puertos con capacidad para exportar. En el país es cuesta arriba producir por la falta de divisas para la adquisición de materia prima a proveedores extranjeros, por el racionamiento eléctrico, las cargas laborales, la limitación en maquinarias y equipos, la inseguridad jurídica y el temor a la expropiación o intervención. Mucho más difícil es vender productos a precios competitivos en mercados internacionales. Traeremos del Mercosur lo mismo que ahora, porque en Venezuela la economía es de importación. Nos vendieron que compraríamos más barato pero eso es mentira. Los beneficios arancelarios ya los tenemos como país asociado.

Sistema Sidunea

Despachos en los puertos deben ser de dos horas

En el 2002 cuándo se comenzó a implementar el sistema Sidune en los puertos comerciales del país, de 37 pasos que significaba una importación se llegó a 7 automatizados, señaló Cipriano Ramos, presidenta de Fedecámaras Vargas y coordinadora de la Comisión de Aduanas y Asuntos Portuarios. “Los despachos en los puertos y en las aduanas deben ser de 2 horas”, afirmó.

Señaló que el sistema Sidunea tiene canales de selectividad (verde, amarillo y rojo), que califican el proceso que debe seguir la mercancía. El verde indica que no hay inspección física o documental de la carga y no hay que llevarlo a los patios, se paga y se puede retirar del puerto, porque el pago al Estado ya se ha realizado.

No obstante, ahora cuando hay mayor cantidad de carga por despachar los funcionarios desconocen la indicación verde o amarilla, y a discrecionalidad deciden que la mercancía debe ser registrada por resguardo nacional aduanero, pero no hay maquinaria para agilizar el traslado de los contenedores a los patios, ni espacio suficiente para colocarlos. Destacó que todo ellos ha generado el colapso en el puerto que conllevó a grandes pérdidas de los comerciantes que no pudieron nacionalizar a tiempo la mercancía navideña.

Cuando sale la indicación amarilla, tampoco hay reconocimiento porque la inspección es documental no física. El sistema reconoce cuando la carga fue importada con divisas otorgadas por Cadivi y deben asignarle selectividad verde. En el caso de que la carga sea identificada como roja si requiere todas las inspecciones.

Ramos advirtió que impera la discrecionalidad en el proceso. La normativa no establece que los funcionarios deben inspeccionar la mercancía para eso esta el circuito de revisión no intrusita en el que no interviene la mano del hombre. Sin embargo ocurre y genera demoras.

El perfil:

Cipriana Ramos Oropeza

Abogado egresada de la Universidad Santa María, con especialización en Derecho Administrativo. Estudió un diplomado en Gobernabilidad, Ciudadanía y Desarrollo en la Universidad Metropolitana y también cuenta con una especialización en Gerencia Pública de esta misma casa de estudio.

Es directora de Consecomercio y Fedecámaras Nacional, es Presidenta de Fedecámaras Vargas y Coordinadora de la Comisión de Aduanas y Asuntos Portuarios desde el 2011. Se desempeña además como asesora legal en el área aduanera portuaria.

En 2000 entró a formar parte de la directiva de la Cámara de Comercio de La Guaira y desde entonces se ha encontrado entre sus directivos, atendiendo en particular lo referente a las aduanas. En 2010 fue candidata a Diputada por Vargas en elecciones de la Asamblea Nacional.