• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Argentina aprueba nuevo contrato para pagar la deuda en París y Buenos Aires

El gobierno de Cristina Fernández alega que las decisiones de la Justicia estadounidense sobre el pago de deuda en mora violan “la soberanía y la inmunidad” del país / AFP

Foto: AFP

La medida fue adoptada mediante una resolución del Ministerio de Economía y publicada hoy en el Boletín Oficial.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Gobierno argentino aprobó hoy el nuevo contrato de fideicomiso, creado en virtud de la nueva ley de pago local de la deuda, que establece los términos para que los bonistas puedan cobrar en Buenos Aires y París, esquivando el bloqueo judicial impuesto en Estados Unidos.

A través del nuevo contrato se elimina al Bank of New York Mellon como agente fiduciario encargado de intermediar entre el Estado argentino y los tenedores de deuda pública emitida bajo legislación extranjera.

La medida fue adoptada mediante una resolución del Ministerio de Economía y publicada hoy en el Boletín Oficial.

En virtud de lo establecido en la Ley para el pago local de la deuda, el nuevo contrato propone las plazas de Buenos Aires y París en sustitución de la estadounidense, afectada por el bloqueo judicial impuesto por el juez neoyorquino Thomas Griesa.

El juez falló a favor de los fondos que demandaron a Argentina en EE.UU. por bonos de deuda soberana impagados desde 2001 y ordenó que el Gobierno del país sudamericano debe pagar equitativamente a esos acreedores y a los que canjearon su deuda en las reestructuraciones que siguieron al millonario cese de pagos de aquel año,

Además, la nueva ley contempla el derecho de los bonistas a designar su propio agente fiduciario o a optar por un cambio de legislación y jurisdicción.

Para realizar ese cambio, se autoriza a la cartera de Economía a instrumentar un nuevo canje, en términos y condiciones financieras idénticas y por igual valor nominal a los títulos originales "pero regidos por legislación y jurisdicción argentinas o por legislación y jurisdicción francesas", según la resolución.

El contrato busca "preservar el cobro por parte de los bonistas interesados", según la resolución, y paliar "la ilegítima e ilegal obstrucción de los mecanismos de cobro".

La resolución de Economía señala que la ley de Pago Soberano creó una cuenta especial de la empresa Nación Fideicomisos (del grupo Banco Nación) en el Banco Central de la República Argentina (BCRA), que cumplirá las funciones que antes tenía la del Bank of New York Mellon.

El Estado argentino depositará en ella los fondos correspondientes a los vencimientos de deuda para que sean distribuidos a los bonistas.

También se abre otra cuenta, para demostrar la "buena fe" de Argentina respecto al pago equitativo a todos los acreedores, en la que se depositarán fondos para pagar a los fondos litigantes que rechazan la reestructuración en las mismas condiciones que al resto de los bonistas.

La Justicia estadounidense impide al Bank of New York Mellon distribuir el pago de los títulos argentinos reestructurados (el 92,4 % del total), emitidos bajo legislación estadounidense, a raíz del fallo favorable a los fondos especulativos que denunciaron a Argentina para cobrar el monto íntegro de la deuda.

De acuerdo a la sentencia, Argentina debe pagar 1.300 millones de dólares, más intereses, a los fondos litigantes antes de poder realizar ningún nuevo depósito a los bonistas reestructurados.

El Ejecutivo de Cristina Fernández sostiene que no puede cumplir la sentencia porque desencadenaría un aluvión de denuncias por parte del resto de acreedores y, con el objetivo de esquivar el bloqueo, aprobó la ley para el pagar la deuda localmente.