• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Amenazan con expropiar a empresas españolas

Se reunieron en Miraflores con Telefónica, Repsol, BBVA, Mapfre, Iberia, Air Europa y Meliá

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“El régimen de Nicolás Maduro está amenazando con expropiaciones a multinacionales españolas como Repsol, BBVA, Mapfre, Air Europa, Iberia, Meliá o Telefónica, si no presionan al gobierno español para que cesen las campañas de desprestigio contra ese país en los medios de comunicación de nuestro país”, publicó ayer el periódico ABC.

El medio español reveló cómo tres miembros del gobierno venezolano citaron el jueves pasado a representantes de esas empresas españolas en el Palacio presidencial de Miraflores a instancias de Maduro para endurecer su presión y plantear de modo oficioso la necesidad de que esas multinacionales con intereses comerciales en el país medien para que Venezuela tenga mejor aceptación y un estado de opinión más favorable en España.

“Desde esa perspectiva, el régimen de Maduro considera muy negativas las campañas mediáticas españolas en las que se pone de manifiesto una imagen crítica del propio Maduro, así como el apoyo político, social y económico del gobierno venezolano a Podemos”, dice la información.

También reprocharon la publicación, en ABC, de las informaciones que apuntan a una investigación oficial abierta en Estados Unidos contra funcionarios, por su supuesta vinculación con redes internacionales de narcotráfico.

Caída del PIB

José Juan Ruiz, economista y director del Departamento de Investigación del Banco Interamericano de Desarrollo, explicó que la disminución de los precios del crudo afecta en América Latina, especialmente a Venezuela, país en el que el porcentaje de ingresos por exportación netas de hidrocarburos suponen el 24% del PIB, publicó El País.

El economista aseguró que “con un precio más bajo Venezuela pierde 10 puntos del PIB de ingresos fiscales. Si no recorta nada o no genera ingresos nuevos (que es francamente difícil), podría alcanzar un déficit de 24 puntos del PIB, que es insostenible”.