• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Alta inflación, escasez y desempleo potenciaron la pobreza extrema

El año pasado 189.086 hogares y 733.000 personas pasaron a situación de miseria

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El aumento de la inflación, la escasez y la destrucción del aparato productivo, junto con el cierre de más de 500.000 empresas privadas y el incremento del desempleo, generaron la expansión de la pobreza extrema el año pasado, y según los especialistas la situación empeorará.

El director del Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros, Oscar Meza, indicó que las variables que más impactan en la pobreza son la inflación y la escasez.

La inflación general se ubicó en 56,2%, mientras que la inflación de alimentos superó el 74% el año pasado, lo que redujo el poder adquisitivo e incrementó la cantidad de dinero del presupuesto familiar que se debe destinar a la compra de productos de la canasta básica.

Dijo que el ingreso de los hogares se resintió severamente, con el agravante del alto índice de escasez, que según cifras del Banco Central de Venezuela se ubicó en 22,4%.

El especialista señaló que en 2013 se requerían cerca de 3 salarios mínimos para adquirir la canasta básica. Mientras, 500.000 empresas privadas cerraron sus puertas y se perdió 50% del empleo formal, es decir, 6 millones de venezolanos pasaron a la informalidad.

El indicador de hogares en pobreza extrema aumentó 2,8% el año pasado y se ubicó en 8,8%, informó el Instituto Nacional de Estadísticas.

La cantidad de hogares venezolanos que viven en situación de pobreza extrema creció de 422.965 a 612.051 de finales de 2012 hasta el último semestre de 2013, lo que representa que 189.086 familias pasaron a esa situación.

Las cifras del INE  muestran, además, que el  indicador de pobreza extrema en personas también se incrementó, al pasar de 7,1% en 2012 a 9,8% en 2013, lo que significa que 733.000 personas más viven en pobreza extrema.

Sin divisas

El director del Cendas añadió que el aumento de la pobreza también fue impulsado por la caída de los ingresos en divisas del Estado y los compromisos que ha asumido el  BCV en cuanto al financiamiento de las empresas básicas de Guayana y Pdvsa, lo que ha reducido la disponibilidad de dólares.

Aseguró que el gobierno ha venido demorando, sin dar mayores explicaciones, la liquidación de divisas a las empresas privadas, lo que ha afectado el flujo de las importaciones de materias primas e insumos de las industrias locales. Esa situación ha generado la caída de la producción de algunas fábricas y el cierre de otras, lo que ha acentuado los problemas de escasez de alimentos y bienes básicos.


Expectativas

“Para este año la situación de pobreza será peor. Continuarán subiendo los precios porque las políticas económicas generarán más encarecimiento de los bienes y servicios y la inflación repuntará”, aseveró.

“La tasa de crecimiento económico será negativa. En 2014 el Cendas calcula un decrecimiento de 2%, inflación de 75%, escasez de 31% y que 50% de la fuerza de trabajo pase al sector informal o esté desocupada”, dijo y señaló que el gobierno avanza hacia la implementación de la unificación cambiaria de una tasa de 6,30 bolívares por dólar al precio del Sicad  II, que ronda los 50 bolívares por dólar, medida que empobrecerá de manera acentuada a toda la población.

Meza expresó que a ello se sumará el incremento del precio de la gasolina, decisión que se espera se tome este año.

El precio de la comida sigue en alza

El precio de la Canasta Alimentaria Familiar se ubicó en marzo en  9.986,67 bolívares, lo que significó un aumento de 1.045,74 bolívares (11,7%) con respecto a febrero de 2014, cuando costaba 9.870 bolívares. El incremento fue de 101,7% entre marzo de 2013 y marzo de 2014, según el informe del Cendas. Con ese aumento son necesarios más de 3 salarios mínimos para poder adquirir los alimentos básicos.

Datos del informe muestran que los precios de todos los rubros crecieron: café, leche, quesos, huevos, frutas, hortalizas, azúcar, sal, carnes, aceites, pescados, mariscos, salsa de tomate,  mayonesa y cereales. Además, la diferencia entre los precios controlados y los precios de mercado se ubicó en 233,8%. Sin embargo, según las cifras más recientes del Instituto Nacional de Estadísticas, el costo de la cesta alimentaria era de 3.730,48 bolívares en febrero.

El precio de la canasta alimentaria INE se ubica 2,6% por debajo de los cálculos del Cendas.