• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Afirman que patronos no fueron consultados

Consecomercio insta al Gobierno a que evalúe la situación de las pymes del sector terciario y acordar cambios en el reglamento

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La presidente de la Comisión Laboral de la Confederación Venezolana de Industriales, Maryolga Girán, declaró que los empleadores no fueron convocados a discutir la Ley Orgánica del Trabajo, promulgada el 7 de mayo de 2012, ni su reglamento.
Agregó que la redacción del reglamento fue secreta. “Ni Conindustria ni Consecomercio ni Fedecámaras fueron convocados a las discusiones sobre los vacíos contenidos en la ley o los artículos que deberían someterse a revisión”, reiteró. Precisó que por esta razón la legislación ha generado descontento en los trabajadores y dudas en los empleadores.
La vocera de Conindustria dijo que no pone en duda la palabra del presidente de la Comisión de Desarrollo Social de la Asamblea Nacional, Oswaldo Vera, quien sostuvo que las propuestas de los empresarios sobre la ley, como la jornada laboral, fueron tomadas en cuenta por la comisión presidencial que elaboró la normativa. Girán añadió que si mantuvieron reuniones fue con sectores afectos al Gobierno o de igual ideología, que seguramente respondieron que sí a todos las propuestas, sin objetar ningún articulado.
Advirtió que está en juego la productividad y el abastecimiento del país. “Hay que dejar de lado el prejuicio en contra del empresariado del sector privado”, dijo.
Consideró positiva la prórroga de un mes otorgada por el Ministerio del Trabajo a los empleadores que no han registrado los horarios en las inspectorías. También el acercamiento con los empleadores y trabajadores que se plantea con el plan de inspecciones, el cual espera sirva para aclarar dudas.

Persiste preocupación. Consecomercio instó al Gobierno a que durante la prórroga vigente evalúe la situación del sector terciario y acuerden cambios reglamentarios. En las pequeñas y medianas empresas, que forman parte del gremio que agrupa el sector terciario, persiste una seria preocupación por la implementación de la Ley Orgánica del Trabajo, dicen en una nota de prensa. “Muchas de ellas no están en condiciones económicas de someterse a las rigidez del cumplimiento del horario planteado ni de otorgarle a sus trabajadores dos días de descanso de manera continua”, indica el texto.
El sector terciario cumple un papel operativo distinto entre los centros urbanos y medios rurales. Pero el tratamiento legal no establece diferencias, sino cumplimiento y en ciertos casos el temor de sus propietarios es tener que cerrar sus empresas, dejar sin trabajo a sus pocos empleados y castigar a los consumidores, señalan.