• Caracas (Venezuela)

Economía

Al instante

Aclaran que ilícitos se producen si viajeros no llegan al destino final

La demanda de boletos internacionales aumentó 60% en agosto con respecto al año pasado | Foto: Alexandra Blanco / El Nacional

En el operativo de ayer Cadivi y La Fiscalía descubrieron cuatro presuntos ilícitos cambiarios | Foto: Alexandra Blanco / El Nacional

Cadivi anunció que las máquinas captahuellas en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar de Maiquetía estarán activas en diciembre

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El gerente de seguridad de la Comisión de Administración de Divisas, Rafael Marfisi, dijo que sobre la imposibilidad de usar el cupo viajero de dólares en escalas inferiores a seis horas, el ilícito se produciría solo si el pasajero no llega al destino final para el cual compró el boleto, y el organismo aprobó las divisas.

El funcionario ofreció las declaraciones en el operativo que desde la semana pasada realizan Cadivi y el Ministerio Público en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar de Maiquetía, para descubrir a viajeros que usen irregularmente el cupo de dólares que aprueba el organismo.

Marfisi anunció que en la primera semana de diciembre podrían estar colocadas y activas las máquinas captahuellas en el principal terminal internacional del país, informó Globovisión. Reiteró que los equipos funcionarán como un control de seguridad obligatorio para la activación de las tarjetas de crédito en el extranjero.

Indicó que en la jornada del martes, hasta el mediodía de ese día, se registraron 4 posibles irregularidades cambiarias, las cuales fueron remitidas al Ministerio Público. En total, hasta ayer, el gobierno ha descubierto más de 30 casos de presuntos ilícitos cambiarios.

Marfisi recordó que efectúan controles de seguridad de manera aleatoria por ahora en Maiquetía, pero está previsto que los operativos se extiendan a los demás aeropuertos internacionales del país.

Roberto León Parilli, presidente de la Alianza Nacional de Usuarios y Consumidores, señaló que los operativos emprendidos por el gobierno para descubrir supuestos ilícitos cambiarios son ineficientes. Agregó que lo más rápido y efectivo sería cruzar la data de inmigración con la de la banca. “Así fácilmente se observaría quién viaja y quién no; quién usa la tarjeta de crédito y quién no”. Reiteró que las jornadas son denigrantes y violatorios de los derechos humanos y el libre tránsito.