• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

El regalo de cumpleaños de Diogo

Leo Morales se perdió el festejo de su hijo mayor. A cambio, le dedicó el título

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Como cada título, el del Anzoátegui en esta Copa Venezuela se tejió entre un montón de historias entrecruzadas. Desde el gesto de Daniel Farías de apartarse y aplaudir a sus jugadores mientras estos levantaban el trofeo. La gallardía de Salazar y Flores para jugar con el tabique destrozado. La canción que tuvieron que modificar, que decía “somos campeones otra vez”, la cual cambiaron a “somos campeones esta vez”, ya que para muchos era el primer título. O el drama de la familia Morales.

El portero anzoatiguense tuvo que dejar en Puerto La Cruz a su esposa cuidando a sus dos hijos, Diogo de cinco años de edad y Thiago de uno, quienes se enfermaron hace pocos días. En el medio, el mayor de los dos niños celebró su cumpleaños por lo que Morales conversó con él aparte. “Le dije, 'papi el partido del miércoles es tu regalo'. Es difícil no estar en esos momentos de salud o cumpleaños y bueno, esta es la recompensa”, contó el golero mientras celebraba el título. “Es la recompensa luego de trabajar tanto en dos frentes, fueron todos partidos complicadísimos y este no fue distinto”.

El miércoles en la noche, Morales volvió a ser determinante para su equipo al ahogar varias ocasiones merideñas, entre ellas un disparo a quemarropa de Márquez en la segunda mitad. “Nosotros hicimos todo para ganar, hicimos el gol, creo que fue justo, no hay duda. Se jugó un buen partido”, respondió cuando le preguntaron por la polémica que rodeó al encuentro tras el penal señalado a Robert Hernández y el que no fue sentenciado a Pierre Pluchino. “Se lo dije a él, que no me parecía y me respondió que ya venia trastabillando. Le dije: 'Ya no te van a pitar mas, pasaste todo el día tirándote´”.

En la celebración, uno de los más comedidos era el portero, quien se quedó atendiendo a los medios mientras varios de sus compañeros daban una especie de vuelta olímpica. “Debemos tomarlo con tranquilidad”, asegura, en un mensaje que parece haber repetido también puertas adentro del plantel. El domingo, cuando reciban a Real Esppor, tendrán la oportunidad de volver a festejar, conquistando el Apertura. “Es una semana importante para la institución. El torneo todavía no se ha ganado. El domingo celebraremos con mas fuerza”. Un título que podría dedicarle al menor de sus hijos, para que ninguno se ponga celoso.

Sin tiempo

Desde hace más de dos meses que el Anzoátegui ha tenido que compartir cada semana con sus compromisos en el torneo y la Copa, lo que apenas le ha permitido realizar sesiones de entrenamiento. El preparador físico, Isaac Ramos, explicó que siempre han tratado de hacer una sesión, por más suave que sea. “Tratamos a los jugadores con crioterapia –terapia con hielo– y mucha hidratación”, explicó sobre la táctica a usar para el partido del domingo. “El más importante en la historia de la institución”, de acuerdo con Ramos, ya que podrían conquistar el Apertura.