• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

También tiene poder

El maracayero impulsó tres rayitas y le aseguró el laurel a su divisa

Foto: Archivo

José Altuve ha tenido un comienzo explosivo con el madero con exhibición de poder, al conectar el cuarto cuadrangular en tan solo 14 días de campaña. Aníbal Sánchez fue la víctima del estacazo de su compatriota

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

 

En el beisbol siempre se ha dicho que jugador pequeño que levanta la pelota es out por regla. El venezolano José Altuve ha venido demostrando lo falso que puede ser esa teoría, especialmente, este año cuando marcha de segundo en el departamento de cuadrangulares en la Liga Americana, toda vez que ayer conectó su cuarto cuadrangular de la incipiente campaña.

El venezolano fue el encargado de darle la bienvenida a Houston a su compatriota Aníbal Sánchez, quien fue el abridor de los Tigres  de Detroit en la jornada dominical. En el segundo envío de Sánchez del partido, Altuve se la devolvió con fuerza y la pelota terminó en las gradas del Minute Maid Park de la ciudad texana, para colocar rapidamente arriba a los siderales.

Altuve presenta un ritmo atípico en su cosecha de cuadrangulares, lo que hace presagiar que puede dejar un tope personal en batazos de cuatro esquinas. El camarero conectó 15 jonrones el año pasado y su cuarto bambinazo lo alargó el 9 de mayo. En apenas, 14 días, el infielder igualó su producción de hace un calendario. 

El nacido en Maracay y criado en Puerto Cabello encabezó la ofensiva de su novena en la victoria de Houston sobre los bengalíes con pizarra de 5 por 4. En la parte baja de la cuarta entrada, aumentó la ventaja en la pizarra al conectar una recta de 91 millas de Sánchez a la altura de las letras, para depositar la pelota en el jardín izquierdo para traer dos más al plato. Altuve terminó el juego con una línea ofensiva de 4-2 con una anotada y tres carreras empujadas.

Cuando tan solo ha transcurrido 14 días de temporada regular, el campeón bate de 2014, presenta un promedio ofensivo de 314, con 16 imparables y 4 vuelacercas.     

El enemigo fue Altuve. La tarde productiva del camarero de los Astros perjudicó al abridor de los Tigres, Aníbal Sánchez, quien cargó con su primera derrota de 2016. El derecho venezolano toleró 5 carreras, de las cuales, 4 fueron limpias y tres de ellas fueron remolcadas por su compatriota.

Más allá de la relación de carreras, Sánchez reunió números atractivos en su tercera salida de la campaña. En cinco entradas completas, el abridor de los felinos abanicó a 8 contrarios. Quizás, no pudo extender su estadía en el morrito debido a que en la mitad del encuentro, ya había hecho 110 tiros al platos.  

Detroit reaccionó pero no lo suficiente y terminaron cayendo por una carrera. Miguel Cabrera sigue teniendo un comienzo lento y ayer falló en cuatro turnos con un ponche. Víctor Martínez ligó un imparable en cuatro visitas al plato. Por los locales, Marwin González de 4-2 con anotada y Luis Valbuena de 4-1.