• Caracas (Venezuela)

LVBP 2013 - 2014

Al instante

El venezolano que jugó con Michael Jordan

Michael Jordan con las Medias Blancas de Chicago | Archivo

Michael Jordan con las Medias Blancas de Chicago | Archivo

 El exlanzador Frank Campos compartió con la máxima figura del baloncesto cuando éste decidió probar suerte en el beisbol en 1994

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Hace 20 años, en 1994, Michael Jordan estaba en los campos de entrenamiento de grandes ligas de los Medias Blancas de Chicago. Un año antes había conmocionado al deporte, al anunciar que dejaba el baloncesto tras ganar tres campeonatos consecutivos con los Bulls de Chicago.

“Perdí la motivación por el juego”, fue la lapidaria frase que entristeció a la NBA, al ver cómo la máxima estrella de la liga se retiraba después de nueve años de carrera. Jordan, siendo tan diferente a los demás, dejaba el tabloncillo en su momento de gloria. Fue como un apagón. Boom, solo quedaba su recuerdo.

“El beisbol me ayudará a llenar el vacío de mi padre”, dijo ante los centenares de periodistas que asistieron a esos entrenamientos primaverales, aún afectado por el fallecimiento de su progenitor, hallado muerto el 13 de agosto de 1993 de un disparo de una arma calibre 38 en el pecho.

Después de una discreta actuación en esos entrenamientos, los Medias Blancas decidieron enviarlo a la sucursal doble A, a los Birmingham Barons, donde estaría toda esa campaña.

Jordan fue capaz de desviar toda la atención del beisbol sobre un pequeño equipo de ligas menores. Pero fue el venezolano, Frank Campos, uno de los pocos que pudo sentir toda aquella atmósfera que creaba “Su Majestad”.

El lanzador venezolano, conocido por sus actuaciones con Tiburones de La Guaira en la década de los noventa, fue asignado al Birmingham a mitad de temporada y llegó a un equipo que parecía todo menos un conjunto del sistema de granjas estadounidense.

Las entradas estaban agotadas cada noche, la seguridad en la pequeña ciudad de Alabama había aumentado y nunca se había topado con tantos periodistas. Fue lo más parecido que tuvo el caraqueño con las ligas mayores.

“Ese año me lastimé la rodilla y me operaron. Luego, me mandaron a doble A, donde hice parte de la rehabilitación. Compartí mucho con Jordan. Incluso, su casillero era contiguo con el mío”, cuenta Campos, que ahora trabaja como scout de prospectos de beisbol en el país.

Campos no tuvo problemas para relacionarse con Jordan, pues comenta que lo que menos quería el exbasquetero era ser tratado como un miembro de la realeza.

“Es tremenda persona, humilde, sencillo. No parecía ser aquella estrella que yo había visto antes en televisión. Era un tipo dado, amable. Su calidad humana realmente me impresionó”, confiesa Campos.

Bajo toda la atención. El caraqueño recuerda que Jordan siempre estaba custodiado por guardaespaldas y personal de seguridad. “Sus cuidadores le guardaban sus anillos de la NBA. Recuerdo que los vi de cerca, pero mentiría si digo que los toqué. No me dejaron”, bromea.

Para Campos y sus compañeros, dirigidos en ese momento por el ahora manager de los Indios Cleveland, Terry Francona, todo era como ser parte de una película de Hollywood. “Antes salíamos del clubhouse sin seguridad, con pocos periodistas. Después la prensa nos buscaba a todos. Era increíble”, Narra.

Revela Campos que Jordan no daba regalos monetarios ni metálicos a sus compañeros. “Pero sí entregaba ropa y zapatos de su marca”.

Para el venezolano, fue una experiencia que no olvidará. Tiene anécdotas, detalles, de todo lo que sucedió al tener tan cerca al que es considerado el deportista más conocido en el mundo.

“Una vez me topé con Charles Barkley. Siempre había figuras, jugadores de la NBA, que lo iban a visitar”, cuenta. “Otro día, llegamos a un hotel y mandaron a desalojar a todas las personas del restaurante porque queríamos comer. El sitio quedó solo para nosotros. Fue divertido”.

Jordan desistió después de ese año de cumplir el sueño de su padre, que era convertirse en jugador de grandes ligas. Entendió que su destino le tenía preparado tres trofeos más con los Bulls de Chicago y un puesto en la inmortalidad del baloncesto, su deporte.

Las Frases

“Era increíble la cantidad de gente que quería verlo, tocarlo, o hacerle una pregunta”, Terry Francona, manager de los Barons de Birmingham, para ESPN.

“Me pidieron que lo convenciera de no retirarse. Pero dije que no podía, nunca he conseguido convencerlo de hacer algo porque siempre hace lo que se le antoja”, Phil Jackson, coach de Jordan en los Bulls, para ESPN.

“Llegamos a un hotel y mandaron a desalajoar a todas las personas del restaurante porque habíamos llegado. El sitio quedó para nosotros. Fue divertido”, Frank Campos, lanzador venezolano y compañero de Jordan en 1994.

El Dato

En la actualidad Jordan es el deportista que más factura dinero para la empresa Nike; incluso más que la activa estrella del Heat de Miami, LeBron James.

La Cifra

202 Fue el average de Jordan en 497 apariciones en 1994 en doble A. Conectó 3 jonrones e impulsó 51 carreras.