• Caracas (Venezuela)

LVBP 2013 - 2014

Al instante

A casa llena

Vista aérea del Sydney Cricket Ground, donde se jugó el encuentro entre los Dodgers de Los Ángeles y los Diamantes de Arizona | Foto EFE

Vista aérea del Sydney Cricket Ground, donde se jugó el encuentro entre los Dodgers de Los Ángeles y los Diamantes de Arizona | Foto EFE

La jornada inaugural de las grandes ligas en Australia fue un éxito. Casi 40 mil fanáticos vieron a los Dodgers contra Arizona

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Clayton Kershaw dejó constancia ayer en el Sydney Cricket Ground del por qué los Dodgers  le aseguraron 215 millones dólares para que lance con ellos en las próximas seis campañas. El lanzador zurdo se robó el show en un escenario en el que los australianos disfrutan del cricket, pero que por estos días fue amoldado para el estreno de las grandes ligas.

Kershaw fue el guía para que los Dodgers —un equipo con una nómina de 240 millones dólares— vencieran 3-1 a los Diamantes de Arizona, ante la mirada de 38.266 fanáticos que plenaron el parque. 

“Anda por el montículo como cuando un león tiene rodeada a su presa", describió el rotativo 

The Australian al dos veces Cy Young de la Liga Nacional. "Cuando alza los brazos, pareciera que está haciendo yoga. Luego hace una pausa, para ponerle más dramatismo, y se embala hacia el plato con pitcheos a más de 150 kilómetros”.

El siniestro sólo aceptó una carrera limpia, cinco inatrapables y ponchó a siete rivales en 6.2 entradas. Esta es la primera vez que permite una rayita en cuatro encuentros inaugurales.

Scott Van Slike, que fue alineado en el jardín izquierdo porque Carl Crawford estaba permiso por el nacimiento de un hijo y por una lesión de Matt Kemp, cargó con la ofensiva. Empujó dos carreras con un cuadrangular y trajo la otra con un doblete.

Beisbol para todos. El ambiente en el SCG no fue el mismo que en el Chase Field, casa de los Diamantes. Fue extraño ver beisbol en un territorio reservado para el fútbol australiano. Los asistentes vitorearon más una pelota conectada de foul que el jonrón de Van Slike o cuando Adam Goodes -Personalidad Australiana del Año de 2013- hizo el lanzamiento inaugural.

Sídney es la cuarta ciudad que recibe una fecha inaugural del mejor beisbol del mundo fuera de Estados Unidos. Tokio (Japón, en cuatro ocasiones), Monterrey (México) y San Juan (Puerto Rico) son las otras.

Como prueba de la globalización del beisbol, en el primer juego de esta temporada participaron jugadores de seis naciones: Estados Unidos, República Dominicana, Venezuela, Corea, México y Cuba.

Por Arizona, estuvieron en acción tres criollos: Miguel Montero (de 4-1), Gerardo Parra (4-1) y Martín Prado (4-0).