• Caracas (Venezuela)

LVBP 2013 - 2014

Al instante

Surgen más contradicciones en votaciones al Salón de la Fama

Frank Thomas fue exaltado esta semana junto a los legendarios Greg Maddux y Tom Glavine | FOTO ARCHIVO / AP

Frank Thomas fue exaltado esta semana junto a los legendarios Greg Maddux y Tom Glavine | FOTO ARCHIVO / AP

Peloteros tildados como tramposos y marcados en escándalos de dopajes no reciben votos suficientes a pesar de sus buenas estadísticas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La "Era de los Esteroides" no ha terminado ni por asomo. Y algunos de sus efectos secundarios comienzan a manifestarse, al saturar la papeleta para elegir a nuevos miembros del Salón de la Fama y transformar al viejo, pequeño y pintoresco Cooperstown en el mayor campo de batalla del beisbol.

Hay consecuencias, caóticas y bochornosas para el beisbol. Y son además merecidas.

De este modo, Greg Maddux, Tom Glavine y Frank Thomas fueron elegidos el miércoles nuevos miembros, mientras que Craig Biggio se quedó cerca y Jack Morris fue ignorado en su última aparición en la papeleta entregada a los votantes.

Los electores se mostraron divididos respecto de los toleteros Mike Piazza y Jeff Bagwell. Barry Bonds y Roger Clemens se quedaron muy lejos.

La verdad cruda es que no hay manera de saber con certeza qué astros lograron estadísticas limpias y quiénes las inflaron artificialmente. Pero hay una duda razonable sobre si ello importa siquiera en este punto.

De hecho, la integridad del Salón de la Fama, y la del propio deporte, se comprometieron en el momento en que los jugadores comenzaron a doparse y nadie hizo algo para impedirlo.

Culpen a quienes consumieron las drogas y se enriquecieron. Culpen a quienes no las tomaron pero guardaron silencio tanto tiempo. Culpen a la prensa, si quieren, por jugar al loco y perderse la historia hasta que era demasiado tarde.

No importa. No hay marcha atrás. Algunos jugadores que hicieron trampa llegarán al Salón de la Fama. Quizás ya llegaron.