• Caracas (Venezuela)

LVBP 2013 - 2014

Al instante

Homer Bailey lanzó juego sin hits ni carreras para Cincinnati

Homer Bailey | Foto: AP

Homer Bailey | Foto: AP

Ponchó a diez jugadores de Pittsburgh y completó el primer no-hitter para los Rojos desde que Tom Browning lanzara un juego perfecto en 1988

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Por segunda jornada consecutiva, los Rojos de Cincinnati  se llevaron el lauro con aires dramáticos dignos de una película de acción y suspenso aunque en esta oportunidad todo el esfuerzo se vio recompensado en el no hit no run de Homer Bailey.

Hace dos noches el venezolano Dioner Navarro fue el héroe con un triple para dejar en el terreno a los Cerveceros de Milwaukee en el Great America Ball Park pero ayer en el parque PNC, la figura indiscutible fue el diestro de 26 años, luego de completar el primer no-hitter para la franquicia, desde el 16 de septiembre de 1988 cuando el zurdo Tom Browning logró en el antiguo feudo del equipo escarlata (Riverfront Stadium), un juego perfecto.

24 años y 12 días después. Aunque perdió la perfección por error del antesalista Scott Rolen en el cierre del tercer capítulo y posteriormente concedió boleto a Andrew McCutchen en el séptimo, la actuación de Bailey no estará exenta de elogios porque estuvo dominante y letalmente efectivo con las combinaciones de envíos que utilizó, ponchando a diez oponentes durante su labor.

Tuvo que lidiar además con el escaso aporte ofensivo de sus compañeros, que batearon puros sencillos (7) durante el cotejo pero anotaron en el propio primer episodio, la única rayita gracias a un elevado de sacrificio de Todd Frazier ante el serpentinero A.J Burnett (16-9) para que Brandon Phillips anotara.

Durante la apertura del noveno capítulo, el hombre de la jornada mantuvo a raya a sus oponentes, retirando sucesivamente a los bateadores emergentes Brock Holt y Michael McKenry con ponche y una conexión hacia el jardín izquierdo respectivamente y luego obligó a Alex Presley con una recta de 91 millas a batear un inofensivo globo hacia el segunda base. Fue el out 27 y el cotejo 16 sin hits ni carreras en la historia de la novena del estado de Ohio.