• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Al menos 38 hinchas argentinos permanecen detenidos en Asunción

Seguidores de Colón protagonizan disturbios / EFE

Seguidores de Colón protagonizan disturbios / EFE

El jefe de eventos deportivos de la Policía Nacional dijo que los rrestados se encuentran en la Comisaría Segunda, en el centro capitalino

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Al menos 38 hinchas del Colón argentino, entre ellos tres menores, permanecen detenidos en Asunción, tras los disturbios registrados la pasada noche durante el partido ante el Cerro Porteño paraguayo por Copa Sudamericana.

El Cerro selló en ese malogrado compromiso su pase a cuartos de final, al imponerse por 2-1 con goles del argentino Roberto Nanni, a los 11 minutos, y Julio Dos Santos, a los 68. Enmanuel Gigliotti anotó para los visitantes en el primer minuto.

El jefe de eventos deportivos de la Policía Nacional, el comisario Baldomero Georges, dijo que los 38 arrestados se encuentran en la Comisaría Segunda, en el centro capitalino, en cuyos alrededores permanecen varios de los seguidores del club argentino a la espera de la liberación de sus compatriotas.

El jefe policial detalló que los detenidos, que en las próximas horas comparecerán ante la Fiscalía, afrontan cargos por presunta agresión, daños a terceros y patrimonial contra la sede del Cerro Porteño.

Vecinos de la zona de la Comisaría Segunda denunciaron, además, en declaraciones a emisoras de radios asuncenas que los demás hinchas que permanecen en los alrededores se han mostrado agresivos y causado desmanes.

Los aficionados fueron detenidos y derivados a esa dependencia policial, tras los disturbios y enfrentamientos a golpes y pedradas con la Policía, que repelió a los manifestantes con disparos de balines de goma, durante y después del partido disputado anoche.

La gresca se inició en las gradas del estadio General Pablo Rojas, del Cerro, y obligó al árbitro uruguayo Darío Ubriaco a interrumpir el desarrollo del juego durante 18 minutos.

Los enfrentamientos a pedradas entre hinchas argentinos y paraguayos comenzaron en el descanso y volvieron recrudecerse a los 76 minutos del juego, lo que obligó a los agentes a intervenir la zona de los visitantes.

Varios jugadores de Colón increparon a los policías que ocuparon el sector en el que estaban los seguidores del equipo argentino, y por algunas agresiones de los mismos Ubriaco expulsó en la reanudación al guardameta Diego Pozo y a Maximiliano Caire.