• Caracas (Venezuela)

Fútbol

Al instante

Zsremeta: “Podemos ganarle a Japón”

Zseremeta tendrá revancha contra Japón, con la que cayó 6-0 en el Mundial de 2010 / Cortesía FIFA

Zseremeta tendrá revancha contra Japón, con la que cayó 6-0 en el Mundial de 2010 / Cortesía FIFA

La Vinotinto llegó el viernes a la calurosa Liberia, donde mañana enfrentará las semifinales del Mundial contra las asiáticas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Con el termómetro marcando 36 grados centígrados, Venezuela llegó el viernes a Liberia, al norte de Costa Rica, donde este lunes enfrentará a Japón (6:30 pm) en las semifinales del Mundial Femenino Sub 17.

“Será complicado, no hay ningún partido fácil desde que pasamos a la segunda fase”, indicó el técnico Kenneth Zseremeta desde Costa Rica. “Pero no le tengo temor –valoró-, me apoyo en dos cosas, en la humildad y en la cantidad de variantes que tenemos, si hacemos una buena lectura eso nos va a servir. Las he visto jugar y no son imbatibles, podemos ganarle. México les hizo un buen planteamiento”.

Si bien la mayoría de los elogios por el buen papel se los han cargado a los hombros de Deyna Castellanos y Gabriela García, las autoras de nueve de los 11 goles que tiene el equipo, el estratega intentó repartir más equitativamente los méritos. “Lo que hagan las dos delanteras es la terminación del trabajo que se hace atrás –opinó-. La transición y la composición del equipo comienza en nuestra portera”.

Tras ganar sus primeros tres partidos sin recibir ningún gol, Canadá, en los cuartos de final, puso por primera vez a las venezolanas debajo en un marcador. “Para nosotros, el haber recibido un gol después de tanto tiempo fue una lección –aseveró-, sostener un invicto es muy difícil”.

Una vez superada esa prueba, el panameño Zseremeta se permitió abandonar por un instante su pragmatismo. “Me siento muy emocionado y gratificado de estar entre los cuatro mejores del mundo. Le agradezco al pueblo venezolano todo su aprecio, a la FVF por apoyarnos, al IND, a las madres de estas niñas, que permitieron que perdieran tantas clases para poder entrenar”.