• Caracas (Venezuela)

Fútbol

Al instante

El Atlético silenció el Bernabéu

 El delantero francés del Real Madrid Karim Benzema (c) con el balón ante los jugadores del Atlético de Madrid Godín (i) y Joao Miranda (d) / EFE

El delantero francés del Real Madrid Karim Benzema (c) con el balón ante los jugadores del Atlético de Madrid Godín (i) y Joao Miranda (d) / EFE

El Real Madrid no encontró su fútbol y el rival trabajó a la perfección para cumplir el objetivo in extremis

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Vicente Calderón decidirá el campeón de la Supercopa de España el viernes, tras un empate en una nueva exposición de dos formas distintas de interpretar el fútbol, entre un Real Madrid reactivado por Di María y un Atlético de Madrid al que levantó de la lona Raúl García a dos minutos del final (1-1).

Nada nuevo bajo el sol de un derbi que a su grandeza le añadió en sus últimas reediciones igualdad, gracias al crecimiento del Atlético de Madrid con el “Cholo' Simeone”.

Detalles deciden un partido y dictaminarán un campeón para la Supercopa de España tras un duelo de ida en el que el Real Madrid no encontró su fútbol vertical y su rival trabajó a la perfección para destruir, cumpliendo el objetivo marcado con un tanto en el último suspiro.

Habían pasado 87 días de una final de Liga de Campeones inolvidable para ganadores y perdedores, pero sobre el césped pese al cambio de actores en el reparto se mantenía el guión. Toni Kroos aumenta la calidad madridista aunque cerca de Xabi Alonso perdió eficacia.

El Real Madrid salió a por el balón, a encerrar a un rival que juega cómodo en ese papel. Poco importa que jugasen de inicio novedades como Siqueira, Saúl o Mandzukic. El estilo es el mismo, la garra ejemplar y la solidaridad en ayudas defensivas de manual.

El colombiano James Rodríguez, con la ayuda de Cristian Ansaldi, adelantó a los blancos en el minuto 81, mientras que García, en una jugada de estrategia, empató en el 87.

Es que James ocupó el sitio de Cristiano Ronaldo en el segundo tiempo, pues el portugués salió lesionado. También destacó en el complementario Ángel Di María, a quien el público demostró con aplausos que no quiere su salida.

Iker Casillas vuleve a ser polémico pues se quedó viendo como un saque de esquina de Koke pasaba entre las cabezas de Carvajal y Marcelo, y el más listo de la clase, García, marcaba a placer.

En tres días el desenlace en un derbi de altos vuelos que acabó en nulo en su primera entrega.