• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

En la filosofía de Carl todos son importantes

Carl Herrera | Foto: Williams Marrero

Carl Herrera | Foto: Williams Marrero

El conjunto que dirige el ex NBA marcha en la tercera posición del torneo pese a tener la peor ofensiva del certamen

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A algunos técnicos les cuesta mantener el aplomo ante un error de su jugador. Unos colocan malas caras, otros agitan los brazos lamentando la jugada y, en el peor de los casos, la mayoría decide retirar de la cancha al atleta como medida de protesta.
Carl Herrera escapa a esa regla, cuentan sus jugadores. “Le gusta que las cosas salgan bien. Pero al mismo tiempo te da la oportunidad de equivocarte porque sabe que va a venir otra ocasión para hacer mejor las cosas”, dice José Bravo, pívot de Gigantes de Guayana.
Así coinciden varios jugadores y el propio técnico admite su filosofía. “¿Cómo le puedes exigir a un jugador que haga todo perfecto? Sobre todo a los jóvenes, si no le das minutos importantes no te van a poder ayudar”, argumenta Herrera por teléfono.
Casualidad o no, Gigantes de Guayana marcha en el tercer puesto de la ronda eliminatoria con una de las rotaciones más extensas del torneo. El único jugador que promedia más de 30 minutos es Blake Walker. En el esquema de Herrera, todos cuentan.
“No hay que menospreciar a nadie”, advierte el ex NBA. “Hay que indicarle las funciones a cada quien, eso básicamente. Después lo que queda es disfrutar del juego y que cada quien entienda lo que tiene que hacer”.
Así Gigantes ha conseguido cambiar el credencial de equipo chico a convertirse en uno de los atractivos del torneo. Este es su tercer año al frente del conjunto y en los dos anteriores consiguió un puesto en la postemporada, resaltando la clasificación de 2011, que fue la primera para la franquicia que fue fundada en 2007.
“Es un trabajo que se ha hecho desde el principio. Nos ha resultado esta metodología. Si un conjunto entiende que defendiendo se ganan los partidos entonces la ofensiva saldrá sola. Esa es nuestra regla”, destacó.
Y así es. Gigantes, aunque suene ilógico por su ubicación en la clasificación, es la divisa de menor ofensiva del torneo con 74.1 puntos, que parecen a una distancia abrumadora del líder del torneo, Marinos de Anzoátegui, que tiene 90.7 unidades de promedio.
“Me siento bien con nuestro presente. Tenemos que mantener el trabajo, que es lo difícil de todo esto. Hay que seguir con esa capacidad mental que te hace seguir en los primeros lugares. Esa es nuestra meta”, confesó el ex jugador del Real Madrid de España.
Uno de los puntos altos de Gigantes temporada tras temporada son sus importados. Conocen la liga, se acoplan al sistema y viven a gusto en el país.
Es el caso de Blake Walker y Andrew Feeley. El primero, un alero conocido por su capacidad anotadora, promedia 16.5 puntos para ser el líder en el departamento del equipo. Feeley, reconocido por sus habilidades en el poste bajo, atrapa 6.9 rebotes por duelo y ayuda en el ataque con 10.6 unidades.
“Ellos siempre tienen la disponibilidad para seguir trabajando. No se conforman. Están adaptados y juegan como unos venezolanos más”, destaca Herrera.
El rumbo de Gigantes continúa y su nombre parece mezclarse cada vez más entre las posiciones de arriba en la tabla. Ya no es casual. Herrera y su grupo de guerreros alzaron a una divisa dispuesta a pelear contra los Goliat del campeonato.

“Más que un técnico es un amigo”
José Bravo, capitán de Gigantes, describe a Carl Herrera como un técnico enamorado de las cosas buenas pero también preocupado por sus muchachos. Eso, a su juicio, hace que cada jugador se entregue aún más y no sienta la presión de no equivocarse.
“En pocas palabras es una persona exigente. Le gusta que las cosas salgan bien pero a la vez te da la oportunidad de poder equivocarte. Él te apoya y uno como jugador agradece eso. Siempre te pregunta cómo estás, está atento de cómo está tu familia. Le gusta tener confianza con sus jugadores que va más allá de la cancha. Brinda esa oportunidad de salir de la típica relación técnico-jugador”, resalta el pívot zurdo del quinteto guayanés.

Espera la reunión con Fevebaloncesto
“Todavía estoy esperando. Me dijeron que se iba a dar pronto pero todavía no hay fecha ni lugar”, declaró Herrera en relación a su posibilidad de ser parte del cuerpo técnico de Néstor “Che” García para el Premundial. El técnico había tenido algunas diferencias con Fevebaloncesto por no ser incluido en el staff del Preolímpico del año pasado, que a su juicio se dio por el altercado que tuvo con el padre de Héctor Romero la campaña anterior. Sin embargo, las aguas parecen haber bajado su nivel y pronto ambas partes tendrán una reunión para formalizar su participación en la clasificación al Mundial de España 2014.