• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

“Es algo especial, me siento cómodo aquí”

Aunque golearon, Saragó observó detalles para mejorar en el equipo | FOTO WILLIAMS MARRERO

Aunque golearon, Saragó observó detalles para mejorar en el equipo | FOTO WILLIAMS MARRERO

El estratega confesó que guardó un objeto como recuerdo de esta victoria y explicó la idea de juego que desea aplicar en el club

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Eduardo Saragó soñó con este momento. Seguro no había lluvia en ese primer partido, ni una cruel espera por un terreno maltrecho, pero el resto del guión no se debe haber apartado mucho de su versión.

Dirigir al Caracas y comenzar con éxito era un anhelo del estratega, que creció en esta institución como jugador y entrenador, pero empezó a conseguir logros y reconocimientos fuera de ella, con títulos con el Deportivo Italia y con el Lara, hasta concretar un bonito retorno a casa.

Un día después de golear 4-0 a Trujillanos en el primer choque del torneo Apertura, con una alegría y satisfacción ya asimiladas, Saragó dejó saber que este había sido, sin duda, un triunfo especial en su carrera.

“Yo soy de Caracas, mi familia y mis amigos también, y muchos son seguidores del Caracas desde que crecieron. Así que sí, es algo especial para mí. Además, que sea el primer partido del torneo y vayan 15 mil personas, con esa emoción a pesar del palo de agua que cayó, y que se portaran tan bien, eso fue parte de la vivencia”, admitió.

“Eso también es especial para mí, la gente. Tengo una afinidad con los seguidores del Caracas y me agradó mucho ver, cuando me anunciaron, que hay un reconocimiento de su parte, probablemente por el trabajo realizado en otros clubes”, acotó.

Que esos aficionados lo acepten es la parte final de ese regreso de Saragó al hogar: “Porque yo también jugué acá, y aunque no fuesen tantos partidos en primera y segunda división, conozco muy bien al equipo y a su gente, a los utileros, los vigilantes, muchos son los mismos con los que yo compartí. Aquí me siento cómodo. Estoy contento de estar aquí. Pero al mismo tiempo el más mesurado de todos debo ser yo”.

A pesar de esa emoción evidente, Saragó hace esa acotación porque se cuida de no dejarse llevar, sobre todo por las expectativas que la afición tiene: “Sé que la gente está apurada en ganar, está ansiosa por los últimos años, pero también las personas deben entender que este no es el mismo equipo que ganó todos esos títulos, ni es la misma forma de estructurar al equipo, por eso no quise llegar ofreciendo títulos. Pero les puedo asegurar que siempre los buscaremos, porque nadie les puede quitar esa ilusión y esas ganas”.


Idea aplicable. Aunque ha demostrado ser muy hábil para adaptarse a diferentes circunstancias y nóminas en Zamora, Italia, Petare y Lara, el estratega afirmó que su filosofía de juego debe ser la misma adonde va: “Mantener la pelota en el piso, tenerla, salir jugando, presionar, ser protagonista y buscar siempre los partidos, en cualquier lugar. En los equipos que he manejado hemos podido ganar muchos partidos como visitante por esa intención de jugar siempre de la misma manera. Ahora debo intentar aplicarla con los futbolistas que tiene Caracas”.

Incluso establece que entre nóminas distintas como el plantel veterano del Lara y la joven nómina del Caracas hay maneras de compensar en diversos aspectos y aplicar la idea.

“Acá tengo otras herramientas, pero siempre es el mismo norte. En Lara tenía jugadores de experiencia, pero no eran lentos, con Lara presionaba. Acá en el Caracas tengo jugadores rápidos, pero también tengo a Pomponio y otros que aportan experiencia. Es un asunto de compensar en distintos aspectos y encontrar las herramientas”, explicó. “Ni siquiera depende de un esquema en particular, contra Trujillanos cambiamos tres o cuatro veces durante el juego”, agregó.

En su primera prueba oficial con el Caracas, la idea y los ejecutores funcionaron para beneplácito de Saragó. Y junto a la vivencia, el técnico también quiso llevarse otro recuerdo, un objeto peculiar pero con significado personal.

“Las veces que he sido campeón con un club me he quedado con la llave magnética de mi habitación del hotel al irme. Lo he hecho siempre con ese último partido. Pero esta vez lo hice en el primero. Me quedé con la llave del hotel como recuerdo de este primer triunfo”, confesó.

Y es que en el corazón de Saragó, convertirse en el director técnico del Caracas es uno de tantos logros que espera conseguir en esta etapa que recién comienza.