• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Zseremeta le dio la vuelta al país buscando a las campeonas

Venezuela conquistó su primer título en una competencia organizada por Conmebol | FOTO Conmebol

Venezuela conquistó su primer título en una competencia organizada por Conmebol | FOTO Conmebol

El seleccionador realizó varios módulos y numerosos viajes para detectar jugadoras

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Antes de alzar el título de campeones de Suramérica, el entrenador de la Sub 17 femenina, Kenneth Zseremeta, tuvo que tocar muchas veces la puerta de alguna casa intentando convencer a algunos padres para que permitieran a su hija asistir a algún módulo de preparación. La respuesta, al menos la primera vez, casi siempre fue de desconfianza. “Muchas veces, los padres ni siquiera sabían que existe una selección femenina”, recordó William Pino, asistente de campo del equipo y quien acompañó al entrenador en varios de esos viajes.

Para esquematizar la búsqueda, el entrenador dividió el mapa de Venezuela en tres zonas, oriental, central y occidental, lo que le ayudó a buscar. “La idea era centralizar lo menos posible, porque hay jugadores que ni siquiera tenían clubes”, explicó Zsremeta.

El primer módulo fue en San Cristóbal, donde se tomaron en cuenta jugadoras como la delantera Deyna Castellanos, la arquera Alexa Castro y la mediocampista Yorgelis Monterroza, quien había quedado afuera del proceso de la Sub 17 anterior.

El siguiente módulo fue en Barinas, ahí se incorporó la segunda arquera Franyely Rodríguez y la volante Hilaris Villasana. San Felipe, Mérida, Valera y Bucaramanga sirvieron de sede de las siguientes concentraciones, las cuales llegaron a durar entre 10 y 12 días. Entre uno y otro, Zseremeta fue ensayando, sumó futbolistas, descartó a otras y, en algunos casos, volvió a llamar a alguna que ya había desconvocado, como fue el caso de Yosneidy Zambrano, ausente en buena parte de la preparación pero presente en el Suramericano.


Scout. Cuando no estuvo entrenando, el técnico viajó por el país buscando algún nuevo talento. “Un logro así no es sorpresa si se trabaja con planificación. Esto no es un juego de cartas o de azar”, comentó el seleccionador. Visitó los estados Zulia, Falcón, Portuguesa, Amazonas, Miranda, Anzoátegui, Sucre, Aragua y llegó hasta Caracas, intentando reclutar a algún talento que no estuviera en su radar.

Así encontró a varias piezas de valor, como la goleadora del torneo Gabriela García (8 tantos), quien entrenaba con una escuela en Carúpano pero no participaba en la liga femenina nacional. O la lateral derecha merideña Sandra Luzardo, quien había quedado sin equipo luego que el suyo desapareciera hacía tres años. Incluso Daniuska Rodríguez, quien participa en el equipo Sub 14 de la Escuela Juan Arango, en el que compite con otros niños de su edad.

En algunos casos, tras invitar a alguna niña a incorporarse a los entrenamientos, los padres la acompañaban en los primeros días del módulo. “Sabemos que no es fácil que unos padres dejen ir a una niña de 13 o 14 años pero siempre mantuvimos una buena comunicación y con el tiempo iban viendo el trabajo que hacíamos”, explicó Pino.

Con el equipo ya prácticamente armado, Zseremeta y el grupo de trabajo se concentró en Mérida por casi dos meses. Potenciaron físicamente a las jugadoras y realizaron partidos de fogueo contra equipos masculinos. Recrearon situaciones que, de acuerdo a su planificación, podrían encontrar en el torneo. El resultado fue óptimo. El título premió todas las horas de trabajo y los viajes sin muchas comodidades por toda Venezuela.