• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Última esperanza

La selección venezolana tendrá tres variantes en su once para el juego de hoy | Cortesía FIFA

La selección venezolana tendrá tres variantes en su once para el juego de hoy | Cortesía FIFA

Venezuela se enfrentará contra Rusia (8:30 am) con la necesidad de ganar para mantener alguna posibilidad de clasificar

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Apenas un hilo sostiene la esperanza de la selección sub-17. Solo una combinación de resultados en siete partidos distintos le daría a Venezuela la clasificación a la segunda ronda del Mundial. El primero de ellos es el único que está en sus manos y es derrotar hoy a Rusia (8:30 am) en el Fujairah Club.

Tras caer derrotada contra Túnez y Japón con el mismo once, el entrenador Rafael Dudamel planea variar el once. De acuerdo con el periodista Humberto Turinese, Venezuela incorporaría a la alineación al volante José Hernández, al delantero Andris Herrera y al zaguero José Marrufo - tras cumplir una sanción de dos partidos heredada del Suramericano-, retocando así cada una de las líneas del cuadro. Los sacrificados serían el carrilero José Marquina, el punta Nicolás Márquez y el defensor Diego Osio.

“Hasta el último partido tenemos posibilidades -destacó Dudamel-. Salir a la cancha en un Mundial es dejar siempre la mejor impresión de lo que es la selección nacional”, en declaraciones al programa Laser Deportivo transmitido en San Cristóbal.

Para el entrenador, el encuentro de hoy será abierto, “con más espacios”, que contra Japón ya que “ellos tienen la misma necesidad de nosotros”, refiriéndose al cuadro ruso. Para él será más parecido al de la primera fecha contra el equipo tunecino. “Rusia tiene jugadores de buena talla, parecido a Túnez, no tan veloces como los japoneses”.


Cuentas. “Nuestro plan no era ser terceros, pero es algo que está latente y hay que lucharlo”, admitió Dudamel. Un camino que se hizo aún más angosto tras las victorias de Eslovaquia y Costa de Marfil, quienes cerraron la primera fase como terceros de su grupo y con cuatro puntos, una cifra inalcanzable por los nativos.

Para obtener uno de los otros dos puestos, la Vinotinto necesita una larga combinación de resultados. Lo primero es derrotar al cuadro ruso y asegurar el tercer peldaño del Grupo D. Luego esperar que Uzbekistán derrote a Croacia, que Panamá no le gane a Marruecos, que Argentina venza a Canadá, que el Austria-Irán termine en empate o en victoria de los europeos, que Irak no supere a Nigeria y que Suecia anote más goles que México. El camino es angosto, al punto que si dos de esos resultados se sale del presupuesto, ya ni siquiera la victoria contra Rusia podría ser suficiente.

Pese a lo complicado de la situación, Dudamel le ha insistido a sus jugadores en no rendirse. Luego de más de 20 años de carrera, el ex arquero finalmente alcanzó a estar en una Copa del Mundo, y no va a dejarse vencer ahora por una situación complicada.